Listas de valores
Congreso de los Diputados

Cerrar Cerrar

 
DS. Congreso de los Diputados, Comisiones, núm. 222, de 26/04/2001
 


CORTES GENERALES

DIARIO DE SESIONES DEL CONGRESO DE LOS DIPUTADOS

COMISIONES

Año 2001 VII Legislatura Núm. 222

*********************************************************************

NOTA INFORMATIVA: En la edición impresa de este Diario, sus páginas aparecieron, por error, numeradas desde la 3077 a la 3100. Tal error ha sido corregido en la presente edición electrónica.
(Vease "DS. Congreso de los Diputados" Comisiones, núm. 285) *********************************************************************

EDUCACIÓN, CULTURA Y DEPORTE

PRESIDENCIA DEL EXCMO. SR. D. EUGENIO NASARRE GOICOECHEA

Sesión núm. 15

celebrada el jueves, 26 de abril de 2001

ORDEN DEL DÍA:

Ratificación de la ponencia designada para informar el proyecto de ley de fomento y promoción de la cinematografía y el sector audiovisual. (Número de expediente 121/000027.) . . . (Página 6678)

Aprobación, con competencia legislativa plena, a la vista del informe elaborado por la ponencia, del proyecto de ley de fomento y promoción de la cinematografía y el sector audiovisual. (Número de expediente 121/000027.) . . . (Página 6678)

Página 6678


Se abre la sesión a las cuatro y treinta y cinco minutos de la tarde

RATIFICACIÓN DE LA PONENCIA DESIGNADA PARA INFORMAR EL PROYECTO DE LEY DE FOMENTO Y PROMOCIÓN DE LA CINEMATOGRAFÍA Y EL SECTOR AUDIOVISUAL. (Número de expediente 121/000027.)

El señor PRESIDENTE: Se abre la sesión. Buenas tardes, señoras y señores diputados.
El primer punto de esta seseión es la ratificación de la ponencia designada para informar la iniciativa legislativa del proyecto de ley de fomento y promoción de la cinematografía y el sector audiovisual.
Procedemos a la votación de dicha ratificación.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 21.


El señor PRESIDENTE: Queda ratificada la ponencia designada para informar el proyecto de ley de referencia.


APROBACIÓN, CON COMPETENCIA LEGISLATIVA PLENA, A LA VISTA DEL INFORME ELABORADO POR LA PONENCIA, DEL PROYECTO DE LEY DE FOMENTO Y PROMOCIÓN DE LA CINEMATOGRAFÍA Y EL SECTOR AUDIOVISUAL. (Número de expediente 121/000027.)

El señor PRESIDENTE: Pasamos al segundo punto del orden del día, que es la aprobación, con competencia legislativa plena, a la vista del informe elaborado por la ponencia, del proyecto de ley de referencia.
Vamos a proceder de la siguiente manera, de acuerdo con lo hablado con los portavoces de los distintos grupos parlamentarios. Cada uno de los portavoces defenderá las enmiendas que haya presentado su grupo, en un turno acumulado. Por lo tanto, yo calculo que la votación, que será una votación acumulada del proyecto de ley, se producirá no antes de las seis de la tarde.
Por el Grupo Parlamentario Mixto, tiene la palabra el señor Rodríguez Sánchez.


El señor RODRÍGUEZ SÁNCHEZ: El Bloque Nacionalista Galego ha presentado 16 enmiendas a este proyecto de ley, centradas en los siguientes artículos y que paso a comentar muy brevemente. Al artículo 4 hemos presentado una sola enmienda, que va destinada a clarificar en el proyecto de ley la figura de productor independiente, diferenciada de la producción en general. Pensamos que se trata de una tipología que es importante definir en el caso de ayudas al fomento de la cinematografía y en un contexto en el que si, por un lado, la producción autóctona del Estado español está claramente vinculada a los productores independientes, por otro, no debe confundirse en absoluto que pueda haber ayudas indiscriminadas a grandes productoras que no tengan precisamente estas características. Se trata de mantener el pluralismo en el ámbito económico, que es como atribuir también pluralismo al ámbito de las ideas y al ámbito artístico. Por otra parte, introducimos un matiz destinado a que quede claro el marco competencial en el que se debe integrar esta ley. En este sentido, la Constitución española, en su artículo 148.1.17.ª, establece que las comunidades autónomas tienen competencia también en materia de política de fomento y promoción de la cinematografía.
El que merece más enmiendas por nuestra parte es el artículo 5, que es el destinado a establecer las ayudas a la cinematografía. Nos hemos preocupado de defender, como criterio fundamental para obtener ayudas automáticas, que la empresa productora pueda tener como uno de sus alicientes básicos la defensa de la diversidad y de la pluralidad cultural y lingüística existente en el Estado español y, también, que figure que las ayudas automáticas van destinadas no solamente al cine en el sentido tradicional del término, a películas en el sentido estricto sino también a documentales y obras de animación de carácter educativo, incidiendo en aquellas que contribuyen a preservar la diversidad cultural y lingüística del Estado español. Obsérvese que estamos hablando de obras de animación de carácter educativo.
Nosotros pensamos que el Estado español debería tener entre sus objetivos básicos y fundamentales la vinculación de la diversidad cultural y lingüística a la formación y a la educación a través del cine.
Hay otras enmiendas que hacen referencia a aspectos que la ley no aclara y que sería conveniente matizar, sobre quiénes son los propietarios intelectuales de la obra cinematográfica, distinguiendo cuáles son los derechos de la producción de todo el elenco artístico.
Hay dos enmiendas relativas al fondo de ayudas a la cinematografía, destinadas a dejar bien claro que no es posible una fagocitación por parte de pocos productores del fondo que el Estado establece. Por eso decimos que nunca debía de superar, por película o por productor, el 10 por ciento del total del fondo. Además, debemos preocuparnos de que aumente sensiblemente esta cantidad de ayudas a la producción, de tal manera que se partiese de un supuesto de 10.000 millones de pesetas, lo que supondría duplicar el presupuesto actual que tiene el cine español desde el punto de vista de la Administración central.
En cuanto al resto de las enmiendas, están dirigidas una a cada artículo, excepto al artículo 7, que es crucial para la cuota de pantalla. En concreto, en el artículo 6 nos volvemos a preocupar de que quede clara una cosa que para el Bloque Nacionalista Galego es fundamental, y es que no solamente hay que ayudar a la producción sino también a la distribución y exhibición del cine europeo, pero teniendo en cuenta que esta exhibición se debe realizar en cualquier lengua oficial dentro del territorio del Estado español. En cuanto a la cuota

Página 6679


de pantalla, nos manifestamos radicalmente en contra de su eliminación incluso pasados cinco años. Sabemos que hay unas ligeras matizaciones o modificaciones propuestas por el Partido Popular, que no nos acaban de convencer porque dejan la puerta abierta a que se elimine dicha cuota de pantalla después de cinco años, aunque ahora se diga que no se haría de forma automática. Queremos garantizar la cuota de pantalla, que es un elemento esencial para la protección de la diversidad de la producción cinematográfica y audiovisual en general. Además, después de cinco años, se podrían estudiar medidas alternativas de protección y apoyo a la producción, distribución y exhibición, pero teniendo en cuenta la evolución de la industria y del mercado, cuestión esencial que la ley no establece.
Nuestra enmienda, de adición, al artículo 8 quiere que el Estado español, y en concreto el Ministerio de Cultura, se comprometa de forma directa desde el punto de vista político y filosófico, en coordinación con las comunidades autónomas, a que la distribución y exhibición de obras cinematográficas se haga conforme a la diversidad cultural no sólo de la Unión Europea sino también del Estado español, y ello partiendo del supuesto de las directivas europeas que hacen de la diversidad un elemento clave de la defensa de la cultura europea.
En el caso del artículo 9, la enmienda es igualmente de adición y va destinada a que quede claro que las comunidades autónomas tienen competencias en materia de espectáculos; el control de taquilla debería realizarse por ellas, sobre todo en el caso de aquellas que tienen cine propio y que a veces no cuentan con los necesarios elementos de control. Quizá esto se deba a la irresponsabilidad de la misma Administración autonómica, pero hay que reconocer que por la dejación de la comunidad autónoma se inmiscuye directamente el Estado para restar competencias al marco autonómico en su punto de partida.
Con la enmienda al artículo 12 queremos combatir las prácticas denunciadas por los productores y exhibidores en sus comparecencias ante esta Comisión. Nos referimos a la práctica abusiva consistente en obligar a la compra de lotes de películas, muchas de ellas de serie B, que ocupan las salas cinematográficas, condicionadas por la presión de las grandes majors. Esto impide que un cine español de cierta calidad se pueda ver en las pantallas con cierta fluidez potencial y circular como producto cultural que es, además de industrial y mercantil.
El caballo de batalla es la disposición adicional única, que confiere al Gobierno habilitación reglamentaria para modificar la cuota de pantalla. Pensamos que esto se debería hacer para aumentar las reservas de exhibición de películas de la Unión Europea y, en lógica consecuencia, pedimos la supresión de dicha disposición adicional única y creamos dos nuevas. Por medio de ellas, queremos dejar claro que el Gobierno, en caso de modificar la cuota de pantalla, debe hacerlo siempre en coordinación con las comunidades autónomas por una cuestión muy simple. Es importante que las comunidades autónomas puedan manejar la cuota en función de criterios lingüísticos, que muchas veces son básicos para la normalización de sus lenguas. Durante estos días ha habido un debate muy vivo sobre la imposición o no imposición de unas lenguas sobre otras. Es obvio que hay lenguas que están en una inferioridad de condiciones alarmante desde el punto de vista del mercado, y no sólo por el número de consumidores, sino por la existencia de prácticas que hacen casi imposible que incluso los consumidores dispuestos a defender esos productos, a verlos y a pagar por ellos puedan estar en condiciones de gustar de obras en su propia lengua, debido a la rutina y también al poder institucional de que gozan ciertas cinematografías. Esto pasa en Galicia, a pesar de que está demostrado que el cine gallego tiene una gran aceptación. Por fin, pedimos también, en lógica consecuencia, que las televisiones, que pueden contribuir grandemente a que la producción cinematográfica en el Estado español aumente considerablemente, invierten un mínimo del 5 por ciento de sus ingresos totales en las producciones no solamente de obras cinematográficas sino de documentales de interés educativo y de las series de animación que tanta incidencia tienen en la infancia, momento clave de la formación de nuestros muchachos y muchachas, que es como decir de la sociedad del Estado español.
Las enmiendas que ha aceptado en parte el Grupo Popular serán comentadas en un segundo turno. En todo caso he de decir que se ha hecho un esfuerzo por mejorar la ley, pero creemos que a pesar de ello y de haber una actitud de diálogo, el fundamento filosófico y las deficiencias siguen siendo en gran parte las mismas.


El señor PRESIDENTE: Le corresponde ahora el turno de palabra a la señora Julios, del Grupo Parlamentario de Coalición Canaria.


La señora JULIOS REYES: En primer lugar, solicito una aclaración.
Entiendo que estamos en el turno para posicionarnos ante el informe de la ponencia y las enmiendas que mantengamos vivas.


El señor PRESIDENTE: Así es, señora Julios.


La señora JULIOS REYES: Nuestro grupo también presentó enmiendas a este proyecto de ley, gran parte de las cuales han quedado asumidas por el texto del informe de la ponencia. No me ha dado tiempo de cotejar nuestras enmiendas con el nuevo texto de la enmienda transaccional que nos ha presentado el Partido Popular y, por ello, me reservo mantener alguna enmienda viva hasta que me lo lea con un poco más de tranquilidad, pero entiendo que en la exposición de motivos se han recogido aspectos con relación a preservar las competencias

Página 6680


de las comunidades autónomas en esta materia y, a su vez, aspectos que resaltan la importancia decisiva de la diversidad cultural, no sólo lingüística, existente en el territorio español, que también es recogida en materia de cinematografía y audiovisuales. Se ha recogido una enmienda en la que hablábamos de la necesidad de hacer énfasis en el pluralismo, en la protección de los autores, de sus obras, la promoción de la diversidad cultural y lingüística, la protección de los menores y de la dignidad humana y la protección de los consumidores como elemento fundamental de la actividad de fomento y protección por parte de la Administración pública. A su vez, se ha producido una modificación respecto a lo que está en el informe de la ponencia con relación a las cuotas y desaparece la posición inflexible que había con anterioridad, ya que el proyecto de ley se pronunciaba tajantemente por que a los cinco años desaparecerá el mantenimiento de la cuota y ahora queda en una situación con la que estamos de acuerdo y es que después de esos cinco años se procedería a evaluar cómo está la situación y, en función de eso, se modificaría con flexibilidad, bien al alza o bien a la baja. Insisto en que tengo que revisar el texto de la exposición de motivos, pero parece ser que se hace énfasis en los aspectos de difusión de la identidad cultural de los distintos pueblos del territorio español.
En el artículo 4 se recoge una de las enmiendas que habíamos planteado, que pasara a denominarse fomento de la producción no sólo cinematográfica, sino que incluyera en el título la palabra audiovisuales. Se han recogido también algunas de las enmiendas que presentábamos nosotros y algunos otros grupos en el sentido de la necesidad de mejorar el acceso por parte de personas con discapacidades, fundamentalmente sensoriales, en lo que serían incentivos a la producción y también a la distribución.
Tras revisar los textos nuevos que se han trasaccionado, simplemente mantendríamos viva la enmienda transaccional al artículo 5, que ahora se la hago llegar al presidente de la Mesa, donde proponemos añadir al punto 1 un párrafo que diría que tanto en lo referente a la concesión anual de ayudas a las empresas productoras para la amortización de costes de producción como a las ayudas sobre proyectos se contemplará en el desarrollo reglamentario y teniendo en cuenta criterios objetivos las ayudas a empresas y productores independientes, que, radicados en territorios insulares alejados, han de soportar sobrecoste y dificultades añadidas para la ejecución de los proyectos de producción cinematográfica y de audiovisuales.
Mantenemos viva esta enmienda transaccional porque, como argumentábamos a lo largo de la ponencia, entendemos -estoy hablando lógicamente de mi comunidad autónoma, de Canarias- que difícilmente podremos acceder a las ayudas automáticamente con criterios de audiencia o de número de espectadores cuando ya de por sí partimos de una situación diferenciada en sentido negativo en cuanto a las posibilidades de llevar adelante cualquier producción. Cualquier producción que se haga desde el territorio de Canarias tiene unos costes añadidos, de forma que esa misma producción, de ser llevada a cabo en cualquier territorio del Estado español -Madrid, Barcelona, es decir, territorio continental-, tendría costes diferentes. No sólo nos referimos al encarecimiento por el transporte, sino a la dificultad de acceder a determinados medios técnicos -laboratorios, etcétera- que de por sí no están ubicados en los territorios insulares. Mantenemos viva esta enmienda porque ya no sólo en la propia normativa española, por supuesto, en el Estatuto de Autonomía de Canarias, sino en la propia normativa europea se tienen cada vez más en cuenta las particularidades para apoyar muchos aspectos -entre otros, los temas culturales- de aquellos territorios alejados y ultraperiféricos, que estando en Europa, no tienen las mismas posibilidades, ya no sólo de disfrute sino de transmisión de su propia cultura. Por eso hacemos especial énfasis en la necesidad de que se introduzca una referencia especial en la línea que he comentado, porque entendemos que difícilmente podrá desde el territorio de Canarias accederse al resto de ayudas que están establecidas en este proyecto de ley si no se parte de la diferencia en lo que son los costes añadidos a la producción desde sus inicios.
Creo que el resto de las enmiendas que nosotros presentamos prácticamente están recogidas en el texto que tenemos hoy aquí del informe ponencia. Por lo tanto, obviando que haga un repaso rápido a lo largo del debate, quedarían retiradas, puesto que están subsumidas en el texto, excepto la enmienda que acabo de comentar.


El señor PRESIDENTE: A continuación le corresponde el turno al Grupo Parlamentario Vasco (EAJPNV). El señor González de Txabarri tiene la palabra.


El señor GONZÁLEZ DE TXABARRI MIRANDA: El Grupo Parlamentario Vasco (EAJ-PNV) ha presentado 12 enmiendas a este proyecto de ley, que podríamos agrupar en seis bloques. El primero, de ámbito puramente competencial, en concreto las enmiendas 1, 2.1, 3, 5, 6 y 10. El segundo hace referencia a las filmotecas de las comunidades autónomas, enmienda 2.2, que procedemos a retirar porque en la ponencia se incorporó la número 93, del Grupo Popular, que tenía un contenido similar. El tercero pretende extender los contenidos de fomento y promoción de la cinematografía y del audiovisual, que en el proyecto de ley responde a ámbitos de I+D y a ámbitos industriales.
El cuarto hace referencia a la consideración de la dimensión pluricultural y plurilingüe del Estado y a la necesidad de activar estos mecanismos. El quinto solicita la supresión de las cuotas de pantalla, enmiendas 7, 8 y 9. Y, para terminar, la enmienda número 10, que hace referencia a la necesidad de coordinación entre las políticas culturales que en estas materias sostienen tanto el

Página 6681


Ministerio de Educación y Cultura como las comunidades autónomas en el ejercicio de sus competencias.
Con relación al primer bloque, el Grupo Parlamentario Vasco (EAJ-PNV) entiende que este proyecto presenta innovaciones respecto a la tónica de otras normativas estatales, asentándose en el título concurrente de cultura, que resulta polivalente para habilitar la intervención de todos los poderes públicos desde una perspectiva institucional, así como en el título estatal de ordenación general de la economía, que resulta transversal y de un alcance tan indeterminado como pernicioso para la seguridad jurídica. Ahí está la experiencia de los últimos 20 años en relación a estas materias. En nuestra opinión, la cuestión más problemática es que existen otros títulos competenciales que también inciden y que, según el tipo de intervención o regulación de que se trate, pueden ser predominantes sobre la materia de cultura, de modo que, en nuestra opinión, esta ley debiera salvaguardar esas otras perspectivas jurídicas, que, lógicamente, dan entrada a la competencia de las comunidades autónomas, también en función del grado de asunción de competencias en sus estatutos en materias de industria y de comercio interior.
Una enmienda que ha sido introducida en la exposición de motivos en el trámite de ponencia intenta acercar posturas en relación a ese tema, lo cual agradecemos pero, en nuestra opinión, es insuficiente desde esta perspectiva, ya que estos últimos títulos competenciales estatutarios resultan predominantes -los de industria y de comercio interior- ante las cuestiones económicas. Ya manifesté en la ponencia que la sentencia del Tribunal Constitucional 153/1989 es bien ilustrativa desde este punto de vista. En esa sentencia se dice que si bien el entrecruzamiento de títulos competenciales aconseja examinar cada caso concreto atendiendo al objeto y finalidad perseguidos -abro comillas- cuando el contenido de una norma estatal hace referencia al cine en su aspecto económico e industrial y no como proceso cultural, el título competencial aplicable es el de industria -cierro comillas-. Con este punto de vista se constata que no sólo las estrategias de la política de promoción cinematográfica y audiovisual deben desenvolverse con las herramientas del mundo de la industria, como hemos indicado, sino que también desde el punto de vista jurídico y competencial esa es la visión procedente.
Entiendo que la transaccional presentada en la exposición de motivos, si bien va en esa línea, no es suficiente. Por tanto, entendemos que en el informe de la ponencia todavía hay un notable desconcierto con los títulos competenciales. Entendiendo que el Estado quiera expresar únicamente los títulos estatales, tenemos que estar ante una ley que únicamente regula la acción de la Administración del Estado, dando a entender que pueda existir una acción independiente y en paralelo en las comunidades autónomas, porque a nadie se le oculta, señor presidente, que, en este caso, esa es una competencia transferida, una competencia exclusiva y con este planteamiento se hace realmente inabordable. Y ni una cosa ni otra suceden, pues la ley se presenta con un sentido y alcance excluyente de la acción autonómica en muchos de sus apartados y a la corrección de estas importantes deficiencias se dirigen las enmiendas que he citado en este bloque, en concreto, la 1, 2.1, 3, 5, 6 y 10, que siguen prácticamente con la misma redacción en el informe de la ponencia. Como he indicado, la enmienda referida a las filmotecas de las comunidades autónomas está recogida en la número 93 del Grupo Popular, por lo que retiramos el punto 2 de la enmienda 2.
El tercer bloque de enmiendas, en concreto la 4, la 11 y la 12, hacen referencia a la necesidad de fomentar y promocionar también el sector audiovisual, que desde nuestro punto de vista en el proyecto de ley remitido por el Gobierno se mantiene sólo en el título y no en las consideraciones que están recogidas en el articulado. Desde ese punto de vista se ha hecho un esfuerzo en el informe de la ponencia, y nosotros insistimos en la necesidad de situar estas políticas en el terreno de la industria y el comercio, pues dicho carácter debe resultar predominante respecto a la actividad audiovisual y cinematográfica si queremos tener una industria cinematográfica y audiovisual, y también respecto al conjunto de sus agentes de producción, distribución y exhibición, cuando se enfoca desde la perspectiva de sus aspectos económicos o industriales. Evidentemente, no quiere eso decir que no estemos también ante actividades inmersas en importantes facetas o procesos culturales, que así es, ni se trata de poner en duda la correspondencia con soluciones orgánicas y competenciales en el ámbito de la cultura o, más en concreto, en el mundo de los espectáculos. Se trata de incidir de forma sustantiva en remarcar que el mundo de la cultura no puede ser paralelo al de la industria y que lo realmente importante es que exista industria audiovisual en estas materias.
Es verdad que la función de los poderes públicos en el ámbito de la cultura tiene en estas materias cometidos nucleares que justifican la actividad pública administrativa de este ámbito cultural, por lo que afinar las técnicas y procesos administrativos de control público resulta una misión adecuada. Pero, teniendo en cuenta las finalidades y objetivos que se persiguen tanto en el plano cultural como, principalmente, en lo relativo a la protección y fomento en el plano económico industrial, es necesario, en nuestra opinión, introducir aspectos que nos parecen importantes en materia de I+D, en aspectos fiscales, en aspectos industriales y, en todo caso, que los proyectos cinematográficos o audiovisuales que en su caso se presenten puedan contar con las ayudas generales que el Ministerio de Ciencia y Tecnología, por ejemplo, realiza habitualmente. Nosotros creemos que estos aspectos están todavía insuficientemente

Página 6682


redactados en el informe de la ponencia y que sería necesario remarcarlos y subrayarlos mayormente.
Hay dos enmiendas, concretamente la 5 y la 6, que intentan remarcar el carácter pluricultural y plurilingüe del Estado, que en nuestra opinión está recogido de una forma excesivamente superficial más allá de donde no puede obviarse el matiz, y no desde un Estado que se considera a sí mismo pluricultural y plurilingüe con todas las consecuencias.
Las siguientes tres enmiendas, números 7, 8 y 9, se basan en que entendemos que la cuota de pantalla queda ya obsoleta en este momento, por lo que solicitamos la supresión del artículo 7, la disposición adicional única y los apartados 1.a), 2.a) y 3.a) del artículo 12 del proyecto de ley. Como somos el único grupo parlamentario que mantiene esta posición, quisiera poder defenderla para que quede clara. Como saben SS.SS., esta cuota de pantalla fue establecida en abril de 1941 en España para facilitar la exhibición comercial de películas españolas, compensando así la entrada de títulos norteamericanos. Con el tiempo, los porcentajes de cuota exigidos han ido variando, y desde 1994 no existe la cuota de pantalla a favor del cine español, sino del cine europeo, de acuerdo con las directivas de la Unión Europea, por los trabajos que esta misma Comisión realizó en ese momento; actualmente, de hecho, sólo está vigente en el Estado español, dentro del ámbito europeo, y todos los países la han ido suprimiendo en los últimos años, por entender que no es una medida de protección eficaz para con la producción audiovisual. Nos llama la atención que todavía se siga obligando a las salas a programar un día de cine comunitario por cada tres de exhibición de películas no comunitarias. Entendemos que esta no es una medida eficaz ni para las películas comunitarias ni para las de producción española. Además, en los seguimientos que se hacen del cumplimiento de estas cuotas de pantalla las salas cumplen exhibiendo películas sin contenido cultural, producidas por empresas no comunitarias radicadas en Europa, precisamente para superar esta barrera.
La realidad de la expansión de las nuevas tecnologías, y en concreto lo que es el sector audiovisual, hace inviable una política de barreras. Vemos mucho más razonable establecer cuotas de inversión más generosas que cuotas de pantalla, y así lo proponemos con el objetivo de resolver los problemas financieros del mundo del cine, como he dicho antes, extendiendo incentivos fiscales a políticas de I+D y aumentando las medidas de promoción del cine español en su difusión internacional, de modo que se garantice al mismo tiempo la libre competencia y los incentivos a la producción española. En nuestra opinión, señor presidente, no se trata de protestar contra el cine norteamericano, sino de hacer cine de calidad que conecte con el público, en definitiva películas competitivas. Ese parece que ha de ser el objetivo principal de un proyecto de ley de fomento y promoción de la cinematografía y el sector audiovisual. Por eso no me resisto a decir, señor presidente, que si un proyecto de ley como este, con estas cuotas de pantalla, con las consideraciones que se realizan en el mismo (llamo la atención de SS.
SS. sobre un párrafo nuevo que se ha introducido ahora en el informe de la ponencia), con planteamientos de este tipo, fuese formulado en Euskadi o en Cataluña, ¡qué días de periódico, tendríamos uno detrás de otro! Sitúen este proyecto de ley en la dimensión vasca o en la catalana y qué cinco días de periódico, tendríamos uno detrás de otro; yo no me resisto a decirlo. Ustedes sabrán lo que hacen.
Nosotros realizamos el planteamiento de que la promoción y fomento del cine y del sector audiovisual debe desarrollarse desde otras perspectivas. Así lo planteamos en las enmiendas que presentamos y la última, curiosamente la 10, dice que debe existir mayor coordinación entre las políticas que el Estado, en concreto el Ministerio de Educación y Cultura, plantea en estas materias y las comunidades autónomas, en el ejercicio de las competencias de cultura, comercio e industria, que de hecho no se da. Nosotros somos los que solicitamos más coordinación. Otros grupos los que no la admiten.


El señor PRESIDENTE: Tiene la palabra la señora Castro, portavoz del Grupo Parlamentario de Izquierda Unida.


La señora CASTRO FONSECA: Señor presidente, no sé qué metodología se ha establecido para el debate. Si me hace el favor, se lo agradezco.


El señor PRESIDENTE: Se la repito, señora Castro, aunque la he dicho al principio.
Cada portavoz va a defender en conjunto las enmiendas presentadas al proyecto de ley. La última intervención será la del Grupo Parlamentario Popular, que plantea una serie de enmiendas transaccionales. Además, SS.SS. tendrán una segunda oportunidad para aceptar o no esas enmiendas transaccionales.


La señora CASTRO FONSECA: Voy a tratar de ser breve. Este proyecto de ley de fomento y promoción de la cinematografía y del sector audiovisual ha seguido un trámite parlamentario que hasta ahora ha conducido a modificar -diría que someramente- por la ponencia las enmiendas presentadas por los diversos grupos parlamentarios.
Básicamente, las enmiendas que han modificado el texto son, por una parte, de aclaración o de matiz y no aportan sustancia alguna al proyecto; han sido planteadas fundamentalmente por el Grupo Parlamentario Popular. Hay otras enmiendas de establecimiento, de medidas presupuestarias y fiscales, de ayuda a la producción, con el fin de colaborar y favorecer la inclusión del cine en el sistema escolar; la contemplación de incentivos para acercamiento de las películas a las personas con discapacidad y también ampliando las ayudas a la producción para documentales y para pilotos

Página 6683


de series de animación, que no estaban contemplados en el proyecto inicial.
En cuanto a las ayudas para la promoción y distribución de obras cinematográficas y audiovisuales, se tendrá en cuenta la calidad de las películas distribuidas y su difusión real, así como las facilidades de acceso a las mismas por parte de las personas discapacitadas, siendo necesario potenciar la creación, producción y difusión de la identidad cultural de los distintos pueblos que componen el Estado español, así como que todos los ciudadanos conozcan las diferentes formas de expresión con el fin de lograr un recrecimiento global del patrimonio cultural del sector audiovisual.
Hemos presentado algunas enmiendas -pocas- referidas a las sanciones por infracciones. Asimismo, hemos introducido una enmienda de adición relativa a los operadores de televisión y varias enmiendas que pretenden habilitar al Gobierno para que pueda firmar acuerdos con el Instituto Cervantes o con otras instituciones culturales de carácter público o privado para la promoción y distribución de obras cinematográficas españolas en el extranjero. Y hemos presentado una enmienda de supresión a la única disposición adicional que hay en el proyecto, que hace referencia a la extinción automática de la cuota de mercado de las películas comunitarias transcurridos cinco años desde la fecha de entrada en vigor de este proyecto de ley.
Tengo que decir que estoy realmente emocionada porque han aceptado ustedes una de mis enmiendas. A estas horas de la tarde no quiero dar disgustos a nadie, pero yo creo que el Grupo Popular ha perdido una buena oportunidad para, al igual que por ejemplo se ha hecho esta mañana en el debate relativo a la Agencia Española de Seguridad Alimentaria, haber escuchado a los grupos de la oposición y haber aceptado algunas de nuestras enmiendas que tratan de resolver cuestiones que este proyecto no va resolver. Por ejemplo, todas las enmiendas presentadas por nuestro grupo referidas a considerar la obra cinematográfica o audiovisual como bien cultural y no exclusivamente como una obra de carácter industrial y, por tanto, sujeta a los dictámenes de la OMC. A nosotros nos parece sumamente importante, dada la gran penetración que el cine norteamericano tiene no ya sólo en las salas de cine, sino en la propia televisión, porque, aparte de originar agravios comparativos, está originando agravios de otro tipo, sobre todo grandes cambios de hábitos en nuestra sociedad que tienen poco que ver con nuestra cultura y mucho que ver con la cultura de la violencia en las ciudades y en las escuelas, el racismo y la supremacía militar. Esto no tiene nada que ver con nosotros, sino que forma parte de una cultura que se nos está imponiendo a través de todo esto. Se habla de patrioterismo y hacer patria -el espíritu de la construcción europea va por aquí- es defender nuestra cultura y nuestra forma de vida. Desde luego yo pensaba que ustedes eran más patriotas. Por otra parte, nosotros pretendimos explicitar en los Presupuestos Generales del Estado los distintos beneficios fiscales que se otorgan a las obras con el fin de dotar de una mayor transparencia el destino del dinero público.
También hemos presentado enmiendas en la línea de universalizar el subtitulado, tanto en películas nacionales como no nacionales, en alguna de nuestras lenguas oficiales, particularmente en beneficio de las personas sordas. El subtitulado puede ser algo opcional para la mayor parte de la población, pero se convierte en una necesidad imperiosa cuando se trata de personas con discapacidades auditivas, puesto que permite la traslación de los diálogos y la acción de la obra a lenguaje escrito. Si además el subtitulado se hace con las normas usuales, se puede realizar cada intervención con un color distinto para cada persona e ilustrar gráficamente los ruidos, la música o las diversas onomatopeyas que suenen en las distintas películas. Aun siendo conscientes de que es una minoría la población con discapacidades auditivas totales o parciales, es responsabilidad de todos, y de esta Cámara en particular, sentirnos concienciados con este problema y evitar la discriminación que representa el no subtitulado de la cinematografía.
También hemos presentado enmiendas tendentes a incrementar el respeto a las producciones europeas, a través de normas que eviten el fraude o la imposición de cuotas de exhibición por parte de sectores claramente dominantes, como son la mejora de la exhibición de películas en el cine y en la televisión a través de un aumento de la cuota de pantalla y el establecimiento de una cuota de distribución.
He estado viendo rápidamente el informe de la ponencia y creo que no hemos conseguido avanzar nada en esta dirección, y este es uno de los temas estrella para nosotros.
Por último, nuestras enmiendas pretendían una colaboración con los entes locales para modernizar y promocionar las salas de exhibición en instalaciones de ayuntamientos pequeños y medianos supeditadas a la exhibición de cine comunitario, así como ayudas para las escuelas universitarias de cine, para fomentar la formación de creadores audiovisuales.
Si no me equivoco, la enmienda número 94, del Grupo Parlamentario Popular, subsume la enmienda número 2 del Grupo Vasco (PNV) y la 15 del Grupo de Izquierda Unida. Se lo agradezco, pero no parece razonable nombrar ponencias, con todo el esfuerzo que supone para todos y cada uno de nosotros, y particularmente para los grupos minoritarios, para luego ser tan poco generosos. A ver si con el anuncio de las transaccionales que ha hecho el presidente aumenta la generosidad, porque sería francamente conveniente. De lo contrario, este proyecto no va a cambiar mucho las cosas, no va a dejar contentos ni a los grupos de oposición ni a los agentes afectados.
Para este viaje no necesitábamostantas alforjas.


Página 6684


El señor PRESIDENTE: Por el Grupo Parlamentario Catalán (Convergència i Unió), tiene la palabra el señor Guardans.


El señor GUARDANS I CAMBÓ: Mi grupo empieza este debate con bastante satisfacción global, no sólo por lo que ha sido el trabajo de la ponencia, que ha sido serio y riguroso, con auténtico debate sobre el fondo, sino porque tiene buena noticia, aunque espera la presentación formal del Grupo Parlamentario Popular, que hará la portavoz en su momento, de una serie de enmiendas transaccionales, que recogerían en buena medida la gran mayoría de las principales inquietudes de mi grupo, presentadas en forma de enmiendas, y que habían quedado pendientes después del trabajo de la ponencia.
Desde mi grupo habíamos presentado una serie de enmiendas que voy a pasar a comentar, aunque sólo sea para dejar una cierta justificación incluso de aquéllas que han quedado incorporadas en la ponencia y que han sido subsumidas sin mayor explicación. En primer lugar, habíamos presentado varias enmiendas en distintos ámbitos de la ley relativas a subrayar el elemento cultural, que tiene como consecuencia proteger la diversidad cultural, no sólo la española respecto de la norteamericana, sino incluso también en el marco de España misma. Eso se materializa en prever la posibilidad, como posibilidad no como imposición, de ayudas específicas en el ámbito de la producción y de la distribución a películas en lengua española distinta de la lengua castellana, que tienen particularidades muy concretas y que merecen esa atención. En cierto sentido, y salvando algunas distancias, de la misma forma que lo puede merecer el cine español en el conjunto de la cinematografía mundial a otra escala, pero tiene ese sentido. Ese sería el sentido de alguna de nuestras enmiendas que van dirigidas a proteger, a favorecer en el fondo, siguiendo también el mandato constitucional en este punto que a veces con demasiada facilidad olvidamos. Posteriormente me referiré al detalle de nuestras enmiendas para especificar dónde queda cada una, pero por hablar de forma más genérica, en parte por la ponencia y en parte por lo que probablemente serán las transacciones, entendemos que este punto queda bastante bien reflejado en este texto legal.
En segundo lugar (este orden no es en absoluto cronológico en cuanto a la importancia de las cosas), nosotros considerábamos que tenía importancia y que no había quedado suficientemente claro en el proyecto de ley, y así se reflejó en las comparecencias que tuvieron lugar ante esta misma Comisión, que no estaban suficientemente protegidos los documentales y las series de animación y que de alguna forma había que prever en el proyecto de ley la posibilidad de prestar una atención específica a las películas documentales y a las series de animación, lo cual introducía a su vez una problemática que es lo que motivó una enmienda nuestra, que aparentemente no tiene nada que ver, pero sí lo tiene respecto de dónde había que poner la frontera de las ayudas a las cuales puede dar derecho esta ley, porque sí compartíamos con otros grupos que tampoco se trataba de que a través de esta ley se estableciera la posibilidad de recibir ayudas a productos de tipo estrictamente televisivo, como puedan ser simplemente teleseries. De ahí que nosotros hayamos presentado una enmienda al propio ámbito de aplicación del artículo 1 para definir lo que es obra audiovisual.
Esta enmienda, después de unas largas conversaciones con el Gobierno y el Grupo Parlamentario Popular, nos parece que puede crear tantos problemas como los que solucionaría, porque la definición de lo que es obra audiovisual televisiva no cinematográfica es algo que no es fácil de hacer. Por tanto, retiramos esta enmienda, no porque haya quedado subsumida, sino porque aceptamos los argumentos que nos llevan a no someterla a votación. Sin embargo, vemos con satisfacción que en otros puntos de la ley quede claramente recogido que sí pueden acceder a estas ayudas, incluso ayudas específicas, los documentales y las series de animación, pero no propiamente las series, sino lo que serían los llamados pilotos de series de animación. Eso da satisfacción al fondo de estas enmiendas y ahí encajaría bastante lo que era nuestra inquietud.
Aquí haría una pequeña enmienda in voce a la que figura en el informe de la ponencia, por seguir un mínimo de orden cronológico. Es un tema menor, pero los temas menores a veces como no importan a nadie acaban apareciendo en el BOE, y es en el artículo 1, tal y como ha quedado aprobado en la ponencia, al final del párrafo primero, donde dice: así como medidas para la conservación del patrimonio cinematográfico, debería decir: así como de medidas para la conservación. Es un tema menor, pero pido que se tome nota, aunque no sé si se tiene que someter a votación como tal.
En tercer lugar, habíamos presentado una enmienda para mejorar técnicamente el artículo 5 en lo que es la defensa de la propiedad intelectual, que coincidía prácticamente con la totalidad de los grupos, que han presentado enmiendas análogas para dejar claro que lo establecido en el artículo 5, párrafo 1, letra b), a la hora de fijar los requisitos que se tienen que dar para poder percibir las ayudas, no modifica para nada ni contradice, ni se puede admitir que contradiga, la legislación de propiedad intelectual. El máximo responsable de la Sociedad General de Autores así lo hizo notar también en las comparecencias. Ese era el contenido de nuestra enmienda número 119 que sigue viva, pero formularía una enmienda in voce también. Es decir, se sometería a votación no la enmienda 119 en su literalidad, sino la enmienda 119 con una modificación que hago en este instante y que consistiría en lo siguiente: Artículo 5.1.a) Los productores deben ser titulares de los derechos de propiedad de las obras audiovisuales producidas,incluidos los de explotaciones futuras, sin perjuicio de

Página 6685


lo dispuesto por la legislación aplicable a la propiedad intelectual en materia de transmisión de derechos.
Se suprimiría la referencia a la especificidad de inter vivos, que podía no entenderse en este contexto, pero sigue quedando constancia de que no basta una referencia genérica a la propiedad intelectual, sino que hay que dejar claro aquello de lo que estamos hablando, que es la transmisión de derechos, cuyo régimen -y no es el caso entrar a detallarlo ahora- podría parecer en contradicción, en una lectura muy superficial, con el requisito de que los productores tienen que ser titulares de los derechos de propiedad de explotaciones futuras.
Además, como éste es un punto en el que la propiedad intelectual en España y en Europa contradice el régimen de propiedad intelectual en los Estados Unidos, no vaya a ser que piense alguien que con esta ley España se ha pasado al otro lado del Atlántico. Por ello es importante precisar esto de esta forma.
En tercer lugar, la cuota de pantalla. Evidentemente, éste era uno de los temas, desde el punto de vista de los sectores afectados e incluso de la opinión pública, que han aparecido como nucleares en la ley. No creo que sea el único, pero sí tenía importancia. Nosotros hemos insistido, y así lo hemos mantenido, en la necesidad de que ese plazo de cinco años que se establecía en el proyecto de ley original no sea automático, ni mucho menos, sino que lo que aparezca sea una obligación de establecer una cuota de pantalla. Hay una serie de obligaciones en el proyecto de ley, pero no hay ninguna referencia temporal. Lo que hace el cuerpo del proyecto de ley es establecer las obligaciones de la cuota de pantalla y en cambio, en el cuerpo de la disposición adicional -ya sea en la versión que teníamos nosotros o en una versión que parece que va a presentar el Grupo Parlamentario Popular como enmienda transaccional-, se establece cuál es la duración temporal de esa obligación de la cuota de pantalla. Y esa obligación tendrá -y ahí sí podemos ponernos de acuerdo- una duración de cinco años, pasados los cuales el Gobierno verá si la prorroga o la suprime. Ésa es la forma que nos parece más correcta, sin que quede automáticamente, por efecto de la propia ley, derogada la cuota de pantalla a los cinco años. Pasados cinco años desde la entrada en vigor de la ley, el Gobierno decide y tiene plenas facultades para suprimirla o en su caso prorrogarla; incluso modificar el propio contenido de la cuota de pantalla o ir a otras fórmulas alternativas.
Eso supondría mantener viva la enmienda que supone la supresión del elemento temporal en lo que es el cuerpo de la ley, el propio artículo 7, y dejar para una disposición adicional esa obligación de cuánto dura, cómo dura y en qué casos el Gobierno puede suprimirla.
Otra serie de enmiendas que también nos parecían importantes iban en la línea del apoyo a la producción independiente, que efectivamente tiene toda su importancia en este contexto, y en particular iban a separar lo que son las empresas de producción independientes, en los varios sentidos en que se utiliza esto en la legislación europea, de lo que son empresas de producción vinculadas directamente a empresas de televisión. Ésa es una enmienda que teníamos presentada y que mantendremos viva, vigente, porque nos sigue pareciendo importante. Las empresas de televisión tienen, por el hecho de serlo -es evidente que me refiero a las empresas privadas, en este caso-, un determinado beneficio que es ser concesionarias de un servicio público, de un espacio público radioeléctrico, por lo que no tiene mucho sentido que las productoras de cine mayoritariamente controladas por empresas de televisión puedan beneficiarse de subvenciones al cine. Las subvenciones al cine deberían dejarse para aquellas empresas productoras de cine que no estén mayoritariamente controladas por empresas de televisión. Eso ya está así en este momento, en una norma de rango reglamentario, pero lo que pretendía mi grupo, y lo sigue pretendiendo y así lo someterá a votación, es que eso no sólo esté en ámbito reglamentario, sino que esté en la propia ley.
Otra enmienda que habíamos presentado, y que sí ha quedado recogida en la ponencia, se refiere a un tema que parece que nada tiene que ver con esta Comisión pero que nos parecía útil aportarlo y es que todas las cifras que aparecen en la ley se reflejen en euros. No tiene mucho sentido que se reflejen en cifras redondas, en pesetas, para después traducirlo a euros, en cifras que son absolutamente inmanejables. Tiene mucho más sentido, habida cuenta de las fechas en las que estamos y de las fechas en que esta ley entrará en vigor, que las cifras se redondeen en euros, tanto las de sanciones como las de límites, y que, entre paréntesis, se especifique a qué corresponde eso en pesetas, que evidentemente ya no serán cifras redondas.
Nos parecía importante también reforzar el control de taquilla y las sanciones al incumplimiento de las obligaciones de control de taquilla. En ponencia, nos encontramos con unas propuestas del Grupo Parlamentario Popular que matizaban, que efectivamente convertían el incumplimiento de las obligaciones de control de taquilla en una falta grave, pero introducían la excepción. Nos pareció muy sensata y prudente esa propuesta, aceptamos el texto que propuso el Grupo Popular y quedó transaccionado, si se quiere, con lo que era la intención de nuestra enmienda. Asimismo teníamos una enmienda de importancia, de cara a reforzar la obligación ya establecida, fruto de la implementación de la directiva de televisión sin fronteras, en las empresas de televisión de invertir, de ese 5 por ciento que ya tienen hoy obligación de invertir en cine, que el 60 por ciento en películas producidas en cualquiera de las lenguas oficiales en España. Nos parecía que eso tenía toda la importancia porque, si no, por la otra vía se podría llegar a situaciones que, si no eran de fraude, se le parecían mucho, y que en todo caso no cumplían con el sentido último de esta imposición -eso es lo

Página 6686


que es- de, a través de este 5 por ciento, desarrollar la industria cinematográfica española, la catalana, etcétera. Por eso se especifica que sea cualquiera de las lenguas oficiales en España. Eso se convirtió en una propuesta de enmienda elaborada por el Grupo Parlamentario Popular, aunque, desde el punto de vista jurídico, en cuanto a lo que es obra audiovisual, película para televisión, tiene algunos problemas. Son problemas que están ahí, es más fácil denunciarlos que resolverlos. Yo digo simplemente que hay alguna dificultad sobre lo que se entiende en ese texto por película para televisión. En todo caso, nosotros aceptamos no sólo el espíritu sino la literalidad de esa enmienda y esperamos -y crucemos los dedos- que la redacción de alguno de esos puntos no plantee mayores problemas en su aplicación.
Este portavoz querría poner de relieve un punto muy concreto, que parece menor pero que no lo es del todo, porque aquí nada es menor.
Es la situación en la que se encuentran, con la aprobación de esta disposición adicional segunda, aquellos canales de televisión, aquellos operadores de televisión que tienen -estoy citando la enmienda- la responsabilidad editorial de canales de televisión, en cuya programación se incluyen largometrajes cinematográficos, etcétera, que de hecho emiten a través de un tercero, los llamados coloquialmente -porque jurídicamente no es una noción clara- canales temáticos. Con este texto, los canales temáticos se encuentran en una situación que puede ser discutible desde el punto de vista político, no desde el jurídico pero sí desde el punto de vista político. Bien es cierto que la realidad hace que, como la mayoría de los canales temáticos están en manos de grandes empresas, los grupos políticos pueden no tener la sensación en esta Cámara de que haya necesidad de ir a proteger a nadie, porque en el fondo estamos hablando de multinacionales. Eso no debería impedirnos poner sobre la mesa que efectivamente no es igual la situación de un canal temático que la de un emisor generalista de televisión.
Nosotros habíamos hecho otras propuestas, que no han sido del todo aceptadas, porque entendemos que jurídicamente también planteaban problemas de cara a la delimitación de las obligaciones de unos y otros, pero yo haría una enmienda in voce a la propia disposición adicional segunda tal cual ha quedado en la ponencia, que permitiera -luego digo la literalidad, pero ahora se la explico- que esa inversión del 5 por ciento que tienen que realizar los canales temáticos lo hagan a través de empresas que formen parte del mismo grupo de empresas. De hecho, ya será así aunque la enmienda no se acepte, lo digo bien claro, pero lo propongo por si acaso, porque, en el caso de los canales temáticos, esto puede tener un especial interés. En el caso de canales temáticos, eso puede tener bastante sentido, pues de hecho son pequeñas empresas las que están al frente de eso, sin perjuicio de que formen parte de grandes grupos que estén detrás. Yendo a la literalidad de lo que propongo como enmienda in voce, consistiría en que en la disposición adicional segunda -tal como ha quedado en el informe de la ponencia, insisto-, donde dice "los operadores de televisión... deberán destinar, como mínimo, cada año, el 5 por ciento de la cifra total de ingresos", diga: como mínimo, directamente o a través de empresas del mismo grupo, cada año, el 5 por ciento de la cifra total de ingresos.
Ésa sería la propuesta sobre este punto concreto.
Voy terminando, señor presidente, y perdón porque me haya extendido.
En el ámbito de defensa de la competencia, y también recogiendo la sensibilidad y el conocimiento de la realidad en este ámbito, habíamos propuesto en nuestra enmienda que se convirtiera en falta grave el abuso de posición dominante en el sector cinematográfico; por tanto, la famosa cuestión de la imposición a los exhibidores (en el fondo, a los propios programadores de televisión, pero básicamente a los exhibidores), por parte de las distribuidoras, de determinados lotes cinematográficos. Para corregir eso, nosotros habíamos propuesto una fórmula (que, sin ser dogmáticos, era una de las posibles), que era convertirlo en una falta grave. Nos encontramos con otra propuesta que nos pareció perfectamente válida -a la cual hemos dedicado más de una reflexión-, que nos ha llevado a entender aceptada nuestra enmienda (aunque creo que formalmente la tendré que retirar en sentido estricto) y a admitir lo que según parece va a ser una enmienda transaccional del Grupo Popular, puesto que llega a un resultado que nos parece, por lo menos, igualmente eficaz. A la espera de que la desarrolle la portavoz del Grupo Parlamentario Popular -quiero adelantar el porqué de la retirada de nuestra enmienda en ese sentido-, entendemos que iría en la línea de establecer la obligación, por parte del Instituto de la Cinematografía y de las Artes Audiovisuales, del ICAA o de los órganos equivalentes en el ámbito autonómico, de tutelar la competencia en el sector audiovisual, de forma análoga -y con una analogía muy real- a cómo la Comisión Nacional de la Energía tutela la competencia en el ámbito energético, la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones tutela la competencia en el ámbito de las telecomunicaciones, o el propio Banco de España tutela la competencia en el ámbito bancario. Cada uno de ellos tutela la competencia y vigila, por tanto, es actor, ya no son conflictos entre particulares, sino que se implica en la vigilancia de que haya competencia en ese sector. Pero no sanciona directamente, sino que, cuando percibe que hay una situación de abuso, lo que hace es archivar la documentación que sea necesaria, en su caso emitir una opinión y transmitir esa documentación a quien sí tiene facultades sancionadoras unificadas, que es, en el ámbito de la Administración General del Estado, el Servicio de Defensa de la Competencia y, eventualmente, el Tribunal; en el ámbito autonómico, los órganos de defensa de la competencia, que están en este momento en fase

Página 6687


de creación en una ley que se está debatiendo en la Comisión de Economía. Esa fórmula nos parece eficaz para poner fin a lo que son y vienen siendo abusos de posición dominante y también prácticas de competencia desleal.
A efectos de que conste en el "Diario de Sesiones" y sobre todo para aclarárselo a la Mesa, comento en qué situación quedarían las enmiendas de mi grupo; todo esto a la espera de la presentación formal de las transacciones por parte del Grupo Parlamentario Popular, pero entendemos que así va a ser. A la luz de las noticias que tenemos de esas transacciones, la enmienda 116 la entenderíamos transaccionada; la enmienda 117 quedaría retirada, por cuestiones de fondo que he explicado; la enmienda 118 ha sido subsumida en la ponencia; la enmienda 119 es la que hace referencia a la propiedad intelectual y la mantenemos viva en los términos que he comentado anteriormente; la enmienda 120 sería objeto de transacción; la enmienda 121, aunque lo comentaré cuando el Grupo Popular presente su transacción, la mitad quedará viva y la otra mitad sería objeto de transacción; la enmienda 122 no se somete a votación porque será transaccionada; la enmienda 123 será transaccionada; la enmienda 124, que es la que suprime del artículo 7 la referencia a los cinco años (que iría en coherencia con que el elemento temporal se fije por vía de disposición adicional y no en el propio cuerpo de la ley), la someteremos a votación. A partir de ahí, las enmiendas 125, 126, 127 y 128 entendemos que han sido subsumidas en la ponencia; la enmienda 129 será, en principio, objeto de transacción; la enmienda 130 ha sido subsumida en la ponencia; las enmiendas 131 y 132 será objeto de transacción, y la enmienda 133 consideramos que ha sido subsumida en la ponencia.
Termino, señor presidente, con una reflexión más general, puesto que este debate tiene competencia legislativa plena y lo que hagamos aquí va directamente al Senado. Si en el Senado no se retoca, es la última vez que hablaremos de este texto. Si las cosas salen finalmente como parece que van a salir, a la luz de las transacciones que tenemos anunciadas, lo que sale de aquí es un buen instrumento jurídico; mi grupo lo ve así y lo dice así de claro. Apoya esta ley no con la sensación de mal menor, sino con la de que el texto que sale de esta Cámara mejora sustancialmente el proyecto de ley inicial y con la convicción de que es un marco sólido que permite el apoyo decidido al cine a partir de ahora, con un marco jurídico mucho más claro que el que teníamos hasta ahora para el equilibrio entre el elemento industrial y el cultural.
Discrepo de las palabras formuladas por la portavoz de Izquierda Unida por las que echa de menos que se hable del elemento cultural.
Quiero decirle simplemente que, si esto no fuera un elemento cultural, no sé qué estamos decidiendo aquí. Si de algo hemos hablado y si por algo estamos aquí discutiendo una ley que otorga un régimen muy especial a un sector económico es porque entendemos que merece una protección específica por su carácter cultural. No tendría sentido una ley de este estilo si estuviéramos hablando de zapatillas de deporte o de aparatos refrigeradores. Es obvio que si merece esta protección y si tiene esas referencias constantes a la diversidad es por el elemento cultural y se consigue un cierto equilibrio con su dimensión estrictamente industrial. De ahí que se potencien las nuevas tecnologías, que se subraye la referencia a las mismas y que se hable de la necesidad de crear una masa crítica industrial, que es lo importante.
Esta ley es buena, pero no basta. No va a suplir, como ninguna ley lo haría, la creatividad del sector. El desarrollo del cine en España depende, en primer lugar y por encima de cualquier cosa, de la creatividad del sector y de la creatividad de las personas que estén detrás; personas con nombre y apellidos, genios, artistas que hay y seguirá habiendo en la sociedad española, que son los que producen, los que crean, los que dirigen y los que actúan. Sin eso no habrá cine por muchas leyes que hagamos, no podrá haberlo; hace falta el riesgo empresarial de gente que lo haga. La ley no basta porque el sector tiene que desarrollarse por sí sólo, pero a la vez esta ley da un marco de instrumentos de apoyo, cuya eficacia dependerá en buena medida de los recursos que se pongan a su servicio. Por tanto, esta ley tendrá mayor o menor sentido en función de lo que diga la ley de Presupuestos Generales del Estado cada año.
Queda pendiente, y entendemos que no se meta en esta ley, aunque nos parece muy bien que quede anunciado y que se mencione expresamente, el marco fiscal de la cinematografía en España. Ya hay medidas específicas en el ámbito del impuesto de sociedades, pero lo que es el apoyo específico desde la perspectiva fiscal no se ha tratado en este texto. De todos modos, es muy importante que tengamos claro que no se ha tratado por razones de política legislativa, no porque se nos haya escapado. En su momento, en el ámbito de otras reformas fiscales o de la ley del mecenazgo, se tratará la dimensión fiscal que, junto con esta ley y con la ley de presupuestos de cada año, formará el conjunto del edificio de protección de la cinematografía en España.


El señor PRESIDENTE: Por el Grupo Parlamentario Socialista, tiene la palabra el señor Leguina.


El señor LEGUINA HERRÁN: Esta ley se titula de fomento y promoción de la cinematografía y el sector audiovisual; sin embargo, no se habla para nada de las series de televisión. Lo hemos discutido en la ponencia, en la que, por cierto, ha habido una relación muy agradable, al menos para mí; creo que también para los demás. Allí ha quedado claro que el Gobierno no quiere que se hable de esa parte fundamental de lo audiovisual. ¿Por qué digo esto? Porque las series de televisión son el pan de cada día para muchos cientos o miles de

Página 6688


personas, de artistas y de técnicos, que trabajan y viven de ello y que son la base misma de la industria audiovisual. Por tanto, el título es exagerado y el contenido es, no diré de mínimos, pero sí, como en algunas fincas, francamente mejorable. ¿Existe realmente una industria cinematográfica como tal en España? Pues yo, sinceramente, creo que no, que todavía no existe; pero la situación es de tal forma que existe la posibilidad de que esa industria se cree. ¿Y qué entiendo por una industria cinematográfica? No lo que ocurre actualmente. El método para producir una película en España consiste en tener un proyecto e ir llamando a distintas puertas para buscar dinero, bien puertas oficiales reguladas en esta ley, bien puertas privadas. Y si se llega a tener el suficiente dinero se hará la película y, si no, no se hará. Eso no es una industria y, sin embargo, es posible que exista en un próximo futuro esa industria.
Si yo hoy quiero invertir los pequeños ahorros, que pueda tener como cualquier ciudadano en cine, no lo puedo hacer. Para invertir en cine tendría que invertir en alguna industria de lo audiovisual, probablemente en una multimedia, que quizá invirtiera una parte de esos pequeños ahorros en el cine ¿Es que el cine no es un negocio rentable? Como todos los negocios, excepto los monopolios o Telefónica, tiene sus riesgos -invertir en Telefónica también los tiene, por cierto-, pero no se puede decir que no sea un negocio rentable a priori. Lo que ocurre es que, al no existir la industria, el ahorro privado no puede acudir directamente a esa industria. Y esta ley no entra para nada en ese asunto. Ni siquiera se lo plantea ¿Qué fomento y promoción de la cinematografía puede haber si no se plantea la existencia industrial? Bajando a otro nivel, voy a hablar de la cuota de pantalla. El proyecto de ley entró aquí, en el Congreso eliminando a plazo fijo la cuota de pantalla y sale digamos que tocado. Tocado porque vinieron a esta Cámara una serie de representantes del sector y no sé si donde dijeron digo habiendo dicho antes Diego o hubo un malentendido entre el Gobierno y el sector, pero el hecho es que el Gobierno y su partido que le apoya en la Cámara han moderado sus posiciones. Si realmente esa ley quisiera ser de fomento, promoción y protección del cine español, en lugar de que desaparezca la cuota de pantalla, tendría que incrementarla. Ahí van nuestras enmiendas, que tienen bastante probabilidad de no salir adelante, con lo cual anuncio, puesto que somos posibilistas hasta el final, que votaremos -si no salen las nuestras, que son las buenas- la enmienda número 124, de CiU.
Hay otra cuestión que esta ley no quiere abordar, y es un asunto básico para la promoción y el fomento de la cinematografía española, y hablo del doblaje. Me permitirá, señor presidente, que me detenga un momento no en la ley, sino en lo que pasa en ese gran país gran productor de cine, que es Estados Unidos. En Estados Unidos no está prohibido el doblaje, se pueden doblar las películas al inglés, pero, como en un famoso chiste atribuidor Quevedo, el asunto es que no se pueden estrenar ¿Es que está prohibido? No, no está prohibido. Simplemente, los exhibidores corporativamente, impiden que una película doblada al inglés se pueda estrenar en los Estados Unidos. Y nosotros mirando al tendido. Es un juego abusivo, perverso y yo diría que hasta sucio. El legislador norteamericano podrá argumentar: dóblela usted, a ver qué le pasa. No se puede jugar así y si ustedes juegan así, nosotros, al otro lado del Atlántico, tendremos que jugar, con la legislación en la mano, imponiendo un canon. ¿Usted quiere doblar las películas a cualquier lengua oficial española? Estupendo, pero pague usted. ¿Por qué tenemos que regalar gratis et amore a nuestros competidores, que compiten fuera, pero no dejan competir dentro de su país, en un mercado de más de 200 millones de habitantes, a la industria cinematográfica que no está producida en inglés? Yo creo que este canon sería una buena fuente de ingresos, precisamente para que las ayudas al fomento y la promoción de la cinematografía española fuera realmente algo más serio, económicamente hablando, de lo que son en la actualidad. Y tampoco se quiere entrar en esto. ¿Por qué el Partido Popular no quiere entrar en esto? ¿En aras de no se sabe qué normas escritas, inventadas o imaginadas de la Unión Europea? Vamos a ver. En este momento, en la Unión Europea, el país más potente, desde el punto de vista de lo audiovisual y especialmente en cinematografía, es Francia. Según se dijo en la ponencia, a Francia al Gobierno francés, le van a poner las peras al cuarto desde la Unión Europea porque hace cosas en defensa de su propia cinematografía que rompen las reglas de la competencia. Tal día hizo un año. ¿Saben ustedes? Vamos a ver quién se atreve a ponerle las peras al cuarto a Francia. Yo creo que no se van a atrever. Y mientras tanto, Francia, con una política de defensa de la cinematografía propia y con una política industrial seria, está a años luz de cualquier país de ese mismo nivel, por ejemplo de Alemania. ¿Por qué no imitamos lo bueno que tenemos cerca y no nos dejamos llevar por las promesas de que el asunto de las majors se va a arreglar con buenas palabras? Hablando de las majors -que, por cierto, cuando lean, que se lo sabrán ya de memoria, el texto, desde luego no van a mover una pestaña; van a quedar como estaban, encantados de la vida-, ¿qué hacen las majors en España? Se dice -yo no lo voy a afirmar aquí porque no tengo pruebas- que venden paquetes, como cuando uno va a comprar bonito a la plaza del pescado y le dan un contrapeso. Usted se lleva una buena película que va a tener éxito y, además, cuatro ó cinco infumables que ni siquiera se han estrenado en Estados Unidos. Y aquí, a tragar. Se sabe. No se les ha puesto una sola multa. Esta ley mejora desde luego lo existente,

Página 6689


eso es cierto, pero no resuelve el problema. Pongámosles límites. Una de las formas que tienen de apabullar y de conseguir éxitos que no han tenido esas películas en el país de origen, es decir, en los Estados Unidos, es la publicidad en televisión verdaderamente invasiva. Pongamos, no puertas al campo, pero sí puertas a esta competencia desleal.
Y luego está -y de esto no tienen culpa las majors sino las propias televisiones, que a veces juegan a favor del cine foráneo, extracomunitario, de una forma descarada- una práctica perversa, que consiste en que todas las películas que se pasan en las televisiones españolas, públicas o privadas, han sido estrenadas previamente en la pantalla grande. ¿Por qué? ¿Por qué tienen que ser estrenadas? Hagamos desde la ley que esta práctica perversa -y explicaré por qué es perversa para el cine español- desaparezca. Obliguemos desde la ley a que una parte de las películas que se estrenen en las televisiones, públicas o privadas, no haya sido estrenada previamente en pantalla grande. ¿Cuál es la práctica perversa? Las televisiones quieren que se estrenen en pantalla grande porque se ahorran la promoción. Ya están promocionadas puesto que han sido estrenadas en la pantalla grande con esa publicidad a que he hecho referencia antes. Pero películas norteamericanas que jamás se estrenarían en pantalla grande en los Estados Unidos aquí se estrenan en pantalla grande, ocupando el espacio que normalmente ocuparían otras películas.
Todo lo que acabo de relatar está contenido, por supuesto, en nuestras enmiendas y era un intento para que esta ley sea realmente de fomento y de defensa de la cinematografía española. No ha podido ser en la ponencia, pero, en fin, la vida da muchas vueltas, a veces a favor y cuando lleguemos al Gobierno, lo haremos. En todo caso debo dejar claro que la ley que hoy sale del Congreso de los Diputados hacia el Senado ha mejorado y he de dejar también claro que los ponentes del Grupo Popular, la señora doña Beatriz RodríguezSalmones y don Teófilo de Luis, han tenido con todos nosotros -puesto que era el partido mayoritario y podían cortar con el cuchillo lo que quisieran- una actitud personal, humana y políticamente, no sólo correcta, también amable y agradable. Han mostrado la cara humana del poder, lo que siempre se agradece. (Rumores.) A ello se debe, por supuesto, el hecho de que esta ley, con las enmiendas que han acogido y que ahora explicará la representante del Grupo Popular, nos haga retirar una muy buena parte de nuestras enmiendas. Pero son las enmiendas, digamos, más minuciosas en el sentido de minucia y no las más sustantivas. (Risas.) Con su permiso, y para adelantar, voy a decir, puesto que ya le leído la enmienda transaccional que ha redactado la señora Rodríguez- Salmones, las enmiendas que vamos a retirar. La enmienda número 78 queda retirada. La número 79 queda retirada. La número 80 se mantiene. La número 81 queda retirada. La número 82 se mantiene. La número 83 se mantiene. La número 84 queda retirada. La número 85 queda retirada. La número 86 se mantiene. La número 87 se mantiene.
La número 88 queda retirada. La número 89 queda retirada. La número 90 se mantiene. La número 91 queda retirada.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señor Leguina, porque ha facilitado a esta Presidencia el trámite de votación.
Por el Grupo Parlamentario Popular, tiene la palabra la señora Rodríguez-Salmones.


La señora RODRÍGUEZ-SALMONES CABEZA: En primer lugar, muchas gracias al portavoz socialista por la amabilidad que ha tenido; se lo agradezco de verdad. Hemos tenido un debate serio en el que cada uno ha defendido sus posiciones; desde luego, a mí me ha enriquecido mucho conocer las opiniones de todos los portavoces. En cualquier caso, muchas gracias a todos los miembros de la Comisión, porque hemos trabajado profundamente y muy bien y, en especial, al señor Leguina por sus palabras.
Pienso que lo más útil para el trabajo de esta Comisión es que yo enumere las nueve enmiendas transaccionales, que los demás portavoces ya tienen y que entregaré ahora a la Presidencia. En las enmiendas figura, además del texto que planteamos, el número de las enmiendas de otros grupos que proponemos transaccionar, si así lo deciden.
Empiezo por lo que votaremos en último lugar: la exposición de motivos. Proponemos una enmienda transaccional a la exposición de motivos incorporando textos importantes en su extensión y contenido del Grupo Socialista, del Grupo Parlamentario de Coalición Canaria y del Grupo Parlamentario Catalán (Convergència i Unió). Además -y ahora me referiré a cómo quedaría redactada esta exposición de motivos-, en la ponencia hemos incorporado una redacción que nos pareció adecuada sobre el respeto a las competencias autonómicas.
Quizá, en la exposición de motivos anterior se daba tan por hecho que no figuraba explícitamente dicho. Nos ha parecido importante hacerlo y con ello creo que damos respuesta a algo que el portavoz del Grupo Vasco ha expresado a lo largo de todas sus enmiendas, al que no parece que la redacción de la exposición de motivos le dé total satisfacción. Sin embargo, nosotros pretendemos que sí se la dé con un texto muy contundente sobre el respeto absoluto a las comunidades autónomas que tienen competencia plena en esta materia. Por eso nos parece también importante señalar que vamos a votar en contra de una serie de enmiendas -hablo del marco autonómico- precisamente porque creemos que al proponer que se creen comisiones o que se alcancen acuerdos disminuyen las facultades de las comunidades autónomas. Es decir, esta

Página 6690


no es una ley de bases, es sencillamente una ley que regula un fondo que la Administración central tiene; por lo tanto, las competencias siguen siendo cien por cien las que hoy están transferidas y que son totales. Nos ha parecido, sin embargo, importante señalarlo.
Quiero señalar también de la exposición de motivos -porque estas cuestiones luego van a informar toda la ley- la dimensión cultural y la dimensión de apoyo especialmente a la diversidad cultural española. Como creo que ha expresado bien el señor Guardans, si no fuera por el carácter cultural y si, dentro de este carácter cultural, no fuera precisamente por la protección a la diversidad, no estaríamos hablando de ninguna ley. Es decir, las ayudas de Estado están permitidas y están contempladas precisamente por el carácter cultural y, dentro de éste, por el apoyo a la diversidad; luego el hecho de que esto se diga abundantemente en la exposición de motivos no hace más que redundar en algo sin lo cual esta ley no se podría dar. Eso me parece muy importante. Hemos introducido, por tanto, párrafos extensos de la exposición de motivos que proponía en una enmienda el Grupo Socialista y que en el mismo sentido proponían Convergència i Unió y Coalición Canaria. Me parece muy importante señalar estas dos cuestiones, por un lado, el respeto absoluto a las competencias, que son totales -ya conocemos el artículo 149, etcétera- en esta materia en las comunidades autónomas y, por otro, que si no es por la dimensión cultural, no se estaría proponiendo hoy este articulado. Es exclusivamente así. Naturalmente, el factor tecnológico, industrial, etcétera, existe, pero sabemos que tendríamos problemas para dar ayudas de Estado a cualquier industria si no fuera por su carácter cultural y, dentro de él, por la diversidad cultural, concretamente la diversidad lingüística. Por lo tanto, nosotros proponemos la redacción -la tienen los diferentes portavoces, y la paso a la Mesa- y hacemos mención de las enmiendas que querríamos transaccionar.
Paso a la enmienda a la que hemos dado el número 2, por ordenar luego el debate, que me parece muy sustantiva; no es de las minuciosas, como dice el señor Leguina, sino de las nucleares. Es la enmienda al artículo 4, y en ella recogemos lo que muchos grupos proponen respecto a las medidas que hablan de fiscalidad -el portavoz socialista ha hecho mención de ello-, y hay que decir que esta no es una ley fiscal. Está bien que lo mencione, porque si lo dejara de mencionar, tendría una laguna. Por ejemplo, con las leyes de mecenazgo se desarrollará la fiscalidad, pero esta no es una ley fiscal, como no es una ley de propiedad intelectual. Lo que es importante es dejar a salvo la posibilidad y dar pie a que eso se haga, pero esperamos que las medidas fiscales se debatan con la ley de mecenazgo. Sin embargo, se hace referencia a la fiscalidad y a la incorporación de la enseñanza del cine en el sistema educativo en general. Se hace especial hincapié en lo que este sector aporta y necesita para investigación y desarrollo, y se hace una mención que nos parece especialmente importante al tema que ha desarrollado mi compañero Teófilo de Luis como ponente; me hubiera gustado cederle la palabra porque es quien más ha movido e impulsado facilitar el acceso a las personas con discapacidades, que en absoluto es una cosa menor, por eso he calificado esta enmienda de nuclear, pero creo que nos estamos retrasando mucho.
En la enmienda a la que para seguir un orden he dado el número 3 volvemos a referirnos al acercamiento a las personas con discapacidades. Aquí se han mencionado ya a las personas con discapacidades auditivas, pero es muy importante abordar cualquier tipo de discapacidad a la hora del acceso, de las distribuciones o de otros soportes que no sean películas en pantalla, por ejemplo el DVD, que podemos encontrar subtitulado al croata pero no así a ninguna lengua española.
La enmienda 4 es pequeña, podría ser de las minuciosas. Se incorpora una cuestión suscitada por el Grupo Parlamentario de Coalición Canaria sobre los diferentes soportes que no sean lo que ahora entendemos por película en pantalla. La enmienda transaccional que denominamos con el número 5 también es extraordinariamente importante y a ella se refiere el señor Guardans con especial interés. Hace hincapié en que se introduzcan los documentales y los programas piloto de las series de animación entre las ayudas que pueden tener un tratamiento especial. Haré una referencia al señor Leguina, portavoz del Grupo Parlamentario Socialista, a propósito de la animación y de pilotos de serie. Efectivamente, quedan excluidas las series, lo hemos hablado y ya veremos como queda; pero el Grupo Parlamentario Popular opina que las series de televisión están en este momento favoreciendo mucho a la industria del cine en su conjunto, están siendo muy seguidas, son muy importantes y además de cara a la exportación pueden ser un producto muy relevante. Es decir, nuestra mayor consideración para las series pero creemos que están sujetas a otro tipo de concepto. Una serie se financia de otra manera: se produce en televisión, tiene unos ingresos importantes por publicidad, se amortiza de modo distinto. El hecho de que esta ley lleve en el título la palabra audiovisual no quiere decir que todo programa de televisión esté incluido o pueda estar sujeto a estas ayudas, muchos otros productos audivisuales, por ejemplo los concursos, no lo son. Pero no creemos que las series, que efectivamente nos merecen todo el respeto, puedan tener la misma consideración que pretende el texto -por su sistema de financiación y de amortización- que las obras cinematográficas y audiovisuales. Se están financiando, y bien. Quizás no necesitan esta excepción, pero en fin, esto es opinable.
Una enmienda del Grupo Parlamentario Catalán (Convergència i Unió) que transaccionamos introduce la delimitación de lo que es la inversión del productor. Aquí también hay respuesta a lo que ha expresado el

Página 6691


señor Leguina, no sé si mediante enmienda o verbalmente. Se da el caso de que a veces el productor no hace un esfuerzo en su propia inversión sino que una suma de ayudas diversas acaban levantando una inversión. Se trata de limitar lo que se entiende por inversión del productor.
En la enmienda número 6 queda claro que al introducir obras audiovisuales innovadoras queremos hacer referencia a nuevas tecnologías y a obras experimentales, documentales, etcétera.
La enmienda transaccional número 7 es muy importante en relación con la materia que propone el Grupo Socialista en su enmienda número 81 y el Grupo Parlamentario Catalán (Convergència i Unió) en sus enmiendas números 122 y 123, sobre atención a los documentales, cortometrajes, obras de animación, la calidad, los valores artísticos, la incorporación de nuevas tecnologías, etcétera. Por otro lado, hacemos especial hincapié -me parece que esto fue reclamado en la ponencia- en la difusión. Recuerdo que nosotros éramos remisos a introducir la exhibición por estar completamente transferida y por ser en muchos casos competencia municipal, pero el término difusión podría abarcarla en su caso.
La enmienda transaccional número 8 al artículo 8 es muy importante, puesto que con ella se daría respuesta a muchas cuestiones que se han planteado en las comparecencias, en la ponencia y ahora mismo en esta Comisión. Atribuye al Instituto de Cinematografía y de las Artes Audiovisuales o en su caso al órgano autonómico correspondiente una competencia que no tiene, la de velar por el cumplimiento de las normas de la competencia. Así, en relación con el productor independiente y el gran productor que muchos hemos señalado, al velar por ese equilibrio, sin el cual no hay competencia -como hemos dicho tantas veces, el puro mercado no significa una competencia más limpia-, tanto en producción -aquí quedarían velados los intereses de los pequeños productores y el equilibrio entre unos y otros- como en distribución -entramos en el problema de los famosos paquetes- y en exhibición, el ICAA o en su caso el órgano autonómico correspondiente en aquellas comunidades autónomas que tengan esa competencia asumida, velará, instruirá y pondrá en conocimiento de los órganos competentes, el Servicio de la Competencia y a su vez, como otra instancia, el Tribunal de Defensa de la Competencia, el dictamen y la calificación que le merecen los hechos. Es decir, hemos hablado de posiciones dominantes en las llamadas majors, así como de una posible fagocitación -creo que el portavoz del BNG ha empleado esa palabra- del grande por el pequeño. Pues bien, velar por las normas de la competencia produciría ese necesario equilibrio en el que unos y otros puedan desarrollar su actividad. Esta es una competencia que no tenía el ICAA ni el órgano autonómico y no sé si habrá comunidades autónomas que la puedan tener cuando asuman sus competencias. Al mismo tiempo se pondrá en conocimiento de los servicios de la Competencia para su sanción, siendo, como ha dicho el señor Guardans, una norma que se está desarrollando para que las comunidades autónomas tenga a su vez sus servicios de Defensa de la Competencia. Por lo tanto, le damos una extraordinaria importancia a esta enmienda al artículo 8, de adición de un nuevo apartado 2.
Por último, entro a comentar la transaccional número 9 -perdonen si me estoy extendiendo demasiado, pero creo que esto es importante-, en la que hablamos de la cuota de pantalla. Cada grupo tiene su opinión, así como el sector y los comparecientes. A nosotros nos ha parecido que era bueno prolongarla cinco años. El Grupo Vasco, por ejemplo, opina que no y otros piensan que habría que alargarla. El plazo de cinco años, vista la experiencia y la eficacia que está teniendo, parece que es conveniente mantenerlo. Sin embargo, lo que no tiene es una supresión automática, sino que por la vía de esta adicional, el Gobierno, conforme ha ido la evolución de todo este sector y la cuota de mercado que tengan las películas comunitarias -aquí tenemos que hablar de películas comunitarias-, pueda modificar la obligación de cuota de pantalla que establece el artículo 7 de esta ley.
Quiero aclarar que, al votar el artículo 7 de este proyecto votaríamos la enmienda 124 del Grupo Parlamentario Catalán (Convergència i Unió), que suprime la mención temporal en este artículo 7 y esta mención temporal quedaría, con la posibilidad de modificaciones, recogida en la enmienda transaccional que modificaría la disposición adicional única.
Al mismo tiempo, quiero anunciar que también votaríamos -esto al margen de las transaccionales- a favor de una cuestión importante, que es la enmienda in voce a la enmienda 119, con la modificación propuesta por del Grupo Catalán sobre propiedad intelectual, que nos parece muy importante que tenga la precisión exacta que se ha anunciado. No podríamos -y lo lamentamos- votar afirmativamente la enmienda transaccional que nos propone la portavoz de Coalición Canaria. En su enmienda 73 hace decaer todos los apartados que se refieren a fiscalidad, educación, discapacidad, etcétera, pero quiere mantener el tratamiento específico a la insularidad. Es algo que entendemos, que efectivamente habría que contemplar, pero ahora mismo no estamos en condiciones de decir si la mención geográfica que figuraba en la enmienda inicial o la insular que figura en la enmienda transaccional es la que podríamos aceptar. Por lo tanto, le agradezco las enmiendas transaccionales que está aceptando, que haya retirado parte de las suyas, porque las vea recogidas, y me gustaría poderle votar afirmativamente esa transaccional. Creo que debemos estudiarla más porque esta idea geográfica -concretamente insular- debería estar -pensamos- recogida en alguna parte o tenida en cuenta a la hora de las ayudas.


Página 6692


Con esto he expresado más o menos lo que serían las enmiendas transaccionales y las cuestiones más importantes a las que hacen referencia.


El señor PRESIDENTE: Los portavoces de los distintos grupos parlamentarios pueden tener un segundo turno para añadir algo a lo que han dicho o manifestar su posición en torno a las consideraciones de la portavoz del Grupo Parlamentario Popular.
El señor Rodríguez tiene la palabra.


El señor RODRÍGUEZ SÁNCHEZ: Vamos a mantener unas enmiendas para votación y otras las vamos a retirar. Vamos a retirar una de ellas sólo parcialmente, la número 40, por cuanto la cuestión de la producción independiente y la presencia en la ley de documentales, series de animación o películas de carácter cultural están perfectamente recogidas a través de la aceptación de otras enmiendas.
De nuestra enmienda número 40 queremos mantener el último párrafo, que hace referencia a la participación directa de las comunidades autónomas en la definición de la política de fomento y promoción de la cinematografía. Lo hacemos así, porque distinguimos perfectamente lo que es la exposición de motivos de lo que es el articulado de una ley, aparte de establecer con claridad cuál es el marco competencial del Estado español.


El señor PRESIDENTE: Perdón, señor Rodríguez, le ruego que me diga a qué artículo se refiere.


El señor RODRÍGUEZ SÁNCHEZ: Perdón, al artículo 4.
La enmienda número 40 vamos a retirarla, excepto el párrafo final que dice: A efectos de este artículo, y de conformidad con el artículo 148.1.17.ª de la Constitución... hasta el final. La enmienda número 42, al artículo 5.1, también la vamos a retirar por cuanto ya aparece recogida a través de otras enmiendas, donde figuran los documentales y obras de animación de carácter educativo, aunque no con la finalidad que nosotros lo hacíamos aquí. En cuanto a la enmienda número 43, al artículo 5.1.a), que se refiere a la Ley de propiedad intelectual, la solución que se da a través de otras transaccionales nos satisface, por lo menos moderadamente, y, por tanto, la vamos a retirar. También vamos a retirar la enmienda número 49, al artículo 8, que hace referencia a la distribución y exhibición de obras cinematográficas en el Estado español, por cuanto que ya existen algunas alusiones al apoyo a la distribución y teniendo en cuenta también el uso de las distintas lenguas del Estado español. Retiramos también la número 51, al artículo 12.1.c), que es tal vez la más aludida directamente por la señora Rodríguez-Salmones en las transaccionales, que intentaba combatir en nuestro texto original las conductas abusivas en la exhibición de obras cinematográficas que provoquen una vulneración de la libre competencia del sector y que, tal y como es recogida en la transaccional, a pesar de las dificultades que esto va a tener en la práctica, por lo menos se le da esta nueva competencia al Instituto de Cinematografía y va a haber cauces de forma clara para que se pueda combatir esta práctica, aunque no se pueda acabar con ella debido al marco que hay establecido desde el punto de vista de la legalidad vigente.
Retiramos también la enmienda número 53, por cuanto la disposición adicional única se suprime, tal como nosotros pedíamos.
Mantenemos el resto de las enmiendas porque es obvio que ni de lejos se contemplan en el texto que finalmente tiene más posibilidades de ser aprobado. Quiero aclarar que vamos a votar favorablemente las enmiendas que mantengan vivas los demás grupos parlamentarios, y solamente por un motivo de discrepancia profunda, por lo menos coyuntural, vamos a votar a favor de todas las del Grupo Vasco, a excepción, lógicamente, de las que se refieren a la cuota de pantalla, que pedimos que, en caso de que se mantengan, se voten por separado. En concreto serían las enmiendas números 7, 8 y 9, del Grupo Parlamentario Vasco, todas ellas referidas a la cuota de pantalla.


El señor PRESIDENTE: ¿Quiere decir que se voten una a una?

El señor RODRÍGUEZ SÁNCHEZ: Que se voten aparte.


El señor PRESIDENTE: Por el Grupo Parlamentario Vasco (EAJ-PNV), tiene la palabra el señor González de Txabarri.


El señor GONZÁLEZ DE TXABARRI MIRANDA: Intervengo para sumarme a las manifestaciones de los distintos portavoces sobre el carácter positivo que ha tenido la discusión de este proyecto de ley desde la posición que sostiene este portavoz, puesto que ha sido el grupo que menos enmiendas transaccionales ha recibido durante la tramitación de dicho proyecto. Pero incluso desde esa consideración, el trabajo de la ponencia y las transaccionales que se ofrecen en el día de hoy se acercan a los objetivos que el Grupo Vasco mantenía en su conjunto.
Desde el punto de vista sectorial consideramos que las cuotas de pantalla no son eficaces, y así lo sostenemos, aunque entendemos que el resto de los grupos sostenga lo contrario. Mantendremos dichas enmiendas y quisiéramos que en el trámite del Senado las enmiendas de tipo competencial, por el carácter de dicha Cámara, conozcan un estudio más sosegado para poder imbricar las distintas políticas culturales, industriales y de comercio que en el fomento de la cinematografía y del sector audiovisual se deben desarrollar, tanto desde el Ministerio de Educación y Cultura como desde las comunidades autónomas que tienen transferida en exclusiva esta competencia.


Página 6693


Creo que los trabajos tanto en ponencia como hoy en esta Comisión, demuestran un espíritu de colaboración, de trabajo, de aportación desde la propia discrepancia, y creo que es un buen ejemplo que convendría subrayar.


El señor PRESIDENTE: Por el Grupo de Izquierda Unida, tiene la palabra la señora Castro.


La señora CASTRO FONSECA: Una vez que, de una manera rápida, he conocido las enmiendas transaccionales del Partido Popular, quiero anunciarles que voy a retirar las enmiendas números 18, 19, 20, 21, 31 y 38. Todas las demás las mantengo vivas.


El señor PRESIDENTE: El señor Guardans tiene la palabra.


El señor GUARDANS I CAMBÓ: Rápidamente, señor presidente.
Subrayo lo que he señalado anteriormente, que considero retiradas, por la aceptación de las enmiendas transaccionales, las enmiendas que he comentado anteriormente, pero voy a repetirlas para mayor claridad. Entiendo que no hay que retirar las que están incluidas en la ponencia, pero, por si acaso, a efectos de que quede claro que no se están sometiendo a votación, también las digo. Por tanto, quedan retiradas las enmiendas 116, 117, 118, 120, 122, 123, 125, 126, 127, 128, 129, 130, 131, 132 y 133. Insisto, en algunos casos ha sido fruto de la transacción y en otros fruto de la ponencia. En cuanto a la enmienda 121, entiendo que queda transaccionado su primer párrafo, pero no el segundo, por lo que la someteré a votación como enmienda parcial o transacción parcial, no sé cuál es el mecanismo. Por tanto, pediría votación separada de las enmiendas 119, 121 y 124, que son las tres que quedan pendientes.
También querría -no lo he hecho antes, reservándome para hacerlo ahora- unirme, no por cortesía sino por justicia y para que así conste, a la satisfacción de compartir con los demás portavoces el trabajo realizado en la elaboración del texto de la ponencia. También quiero señalar expresamente, como bien ha dicho el señor Leguina, que hay mayorías absolutas que se pueden ejercer de una forma o de otra.
El Grupo Parlamentario Popular, en otros ámbitos y en otras ocasiones la está ejerciendo de otra manera, pero en este caso concreto, y es de justicia señalarlo, ha demostrado una amplitud de miras y una generosidad grandes -entiendo que no sólo con mi grupo, aunque a mí me toca hablar sólo por mi grupo- que son de agradecer y que han permitido que retire estas enmiendas, por entender que el texto que sale les da plena satisfacción. Por ello, querría agradecer muy expresamente el trabajo de la portavoz del Grupo Popular, señora Rodríguez-Salmones, y su talante constructivo durante toda esta negociación.


Nada más.


El señor PRESIDENTE: Señora Julios.


La señora JULIOS REYES: Intervendré brevemente. Como había comentado que existían algunas enmiendas que estaba pendiente de poder cotejar con las transaccionales que ha expuesto la portavoz del Grupo Popular, quiero señalar que únicamente mantengo viva la enmienda transaccional que he entregado a la Presidencia. Después de escuchar a la portavoz del Partido Popular, espero que podamos seguir valorándolas en el trámite del Senado.
Por supuesto, también quiero sumarme a la satisfacción por el trabajo realizado en la ponencia por todos los portavoces, así como por la flexibilidad que ha habido por parte de todos los grupos, y muy expresamente por parte de la portavoz del Partido Popular, para intentar entre todos enriquecer el texto de este proyecto de ley, que creo que sale bastante mejorado con respecto a cómo empezó su debate.


El señor PRESIDENTE: ¿Entiendo, señora Julios, que retira todas las enmiendas que no habían sido incorporadas a la ponencia salvo la que acaba de decir?

La señora JULIOS REYES: Exactamente. Doy por subsumidas esas enmiendas en el texto definitivo y sólo mantengo para votación la enmienda transaccional.


El señor PRESIDENTE: Perfectamente, señora Julios.
Finalmente, señor Leguina.


El señor LEGUINA HERRÁN: Señor presidente, voy a expresarme con gran brevedad.
Primera cuestión. Anuncio que vamos a votar a favor de todas las transaccionales que nos ha ofrecido la señora Rodríguez-Salmones. En segundo lugar, una petición. Creo que ya lo planteé en la ponencia y, en principio, fue aceptado por todos. En la página 71 del informe, aparece un palabro, que además está colocado en futuro: potenciará.
Está en la página 71 del informe de la ponencia; haciendo alusión al artículo 1, en el penúltimo párrafo, se dice: especialmente se potenciará. Me tomo la libertad de proponerles a ustedes, y espero que sean amables conmigo porque esta palabra me produce un rechazo freudiano; ustedes entenderán por qué. La sustituiría por fomentará, entre otras cosas, porque fomentar aparece en el diccionario de la Real Academia y potenciar, por suerte, todavía no.


El señor PRESIDENTE: Se refiere, efectivamente, al segundo párrafo del artículo 1.
Señoras y señores diputados, este trámite de debate ha sido ágil y agradezco la concisión de sus intervenciones. (La señora Castro Fonseca pide la palabra.) Señora Castro, le doy la palabra por unos segundos.


Página 6694


La señora CASTRO FONSECA: No sé por qué artículo tengo derecho a pedir la palabra, pero seré muy breve.
En mi segunda intervención, no me he dado cuenta y no quiero estar excluida del capítulo de los piropos. (Risas.) También quiero felicitar a todos los miembros de la ponencia por este esfuerzo de consenso y agradecer las enmiendas transaccionales del Partido Popular, que han hecho posible que mi grupo retire varias de las enmiendas presentadas. Creo que yo soy la que más piropos echa a la portavoz del Partido Popular fuera de las comisiones y no voy a quedarme hoy sin agradecerle su talante especial.


El señor PRESIDENTE: Yo reitero mi agradecimiento y pasamos al segundo momento de este punto del orden del día, la votación.
Vamos a interrumpir la sesión dos minutos, señores diputados.
(Pausa.) Vamos a votar artículo por artículo; así evitaremos cualquier duda, puesto que hay varias enmiendas y el asunto está suficientemente confuso. Les ruego, sobre todo a los portavoces de los grupo parlamentarios, que me ayuden a no equivocarme. (El señor Guardans i Cambó pide la palabra.) Señor Guardans.


El señor GUARDANS I CAMBÓ: ¿No tendría la Presidencia menos riesgo de equivocarse si fuera por grupos políticos en lugar de por artículos? Somos varios los que sugerimos que lo haga por grupos.


El señor PRESIDENTE: Lo haremos por artículos.
Al artículo 1 sólo ha quedado viva la enmienda 14, de Izquierda Unida, que se somete a votación.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 15; en contra, 23; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Votamos el artículo 1, de acuerdo con el texto del dictamen.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 35; abstenciones, dos.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobado el artículo 1.
Al artículo 2 no hay ninguna enmienda viva. Por tanto, se somete a votación.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 36; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobado.
Al artículo 3, queda viva la enmienda número 16, de Izquierda Unida.


La señora CASTRO FONSECA: Al artículo 3 quedan vivas la enmienda número 15, que es de modificación, y la 16 y la 17, que son de adición.


La señora RODRÍGUEZ-SALMONES CABEZA: Pedimos votación separada de la enmienda número 17.


El señor PRESIDENTE: Empezamos por la votación separada de la enmienda número 17.


Efectuada la votación, dijo

El señor PRESIDENTE: Queda aprobada por unanimidad.


Sometemos a votación conjuntamente las enmiendas números 15 y 16, de Izquierda Unida, al artículo 3.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, dos; en contra, 35; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Quedan rechazadas.
Pasamos a votar el artículo 3.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 36; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobado.
Pasamos a votar el artículo 4. La enmienda número 58, del señor Saura, del Grupo Mixto, ha decaído. La única enmienda viva que queda es la enmienda transaccional presentada por el Grupo Popular, a la que ya ha hecho referencia la señora Rodríguez-Salmones, que procedemos a votar.


Efectuada la votación, dijo

El señor PRESIDENTE: Queda aprobada por unanimidad.


A continuación, pasamos a votar el artículo 4 con la incorporación de la enmienda que acabamos de votar.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor 35; abstenciones, dos.


El señor PRESIDENTE: Por tanto, queda aprobado el artículo 4.


I CAMBÓ: El señor GUARDANS Señor presidente, sólo por curiosidad. Querría saber si se están computando los votos de los miembros de la Mesa, porque los miembros de la Comisión son 41. Tengo la impresión de que los grupos están completos y de que los votos de los miembros de la Mesa no se están computando.


El señor PRESIDENTE: Lo haremos a partir de ahora.


Página 6695


Pasamos al artículo 5. Entiendo, señora Castro, que han quedado vivas las enmiendas 19, 20 y 21.


La señora CASTRO FONSECA: No, señor presidente. Las enmiendas números 19, 20 y 21 las he retirado.


El señor PRESIDENTE: Queda viva la número 22. (Asentimiento.) Pasamos a votar la enmienda número 22, del Grupo Parlamentario de Izquierda Unida.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, dos; en contra, 23; abstenciones 15.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada la enmienda de referencia.
Pasamos a las enmiendas del señor Rodríguez, del Grupo Parlamentario Mixto. Entiendo que quedan vivas las números 41, 44 y 45.
(Asentimiento.) Se votan conjuntamente.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 15; en contra, 23; abstenciones, dos.


El señor PRESIDENTE: Quedan rechazadas, en consecuencia, las enmiendas de referencia.
Entiendo que la enmienda número 79, del Grupo Parlamentario Socialista, ha sido retirada. Queda la enmienda número 5, del Partido Nacionalista Vasco, que votamos.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, dos; en contra, 36; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: En consecuencia, queda rechazada.
Pasamos ahora a votar la enmienda número 119, de Convergència i Unió.


El señor GUARDANS I CAMBÓ: Señor presidente, ha sido modificada in voce.


El señor PRESIDENTE: Sí. Pasamos a votar la enmienda in voce de Convergéncia i Unió que dice transmisión de derechos, exclusivamente.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 39; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: En consecuencia, queda aprobada.
Votamos la enmienda transaccional numerada por la señora Rodríguez- Salmones como enmienda número 3.


El señor GUARDANS I CAMBÓ: Perdón, señor presidente, sigue viva la mitad de mi enmienda 121. Preferiría que se votara antes que la transaccional. Efectivamente, ha sido transaccionada en parte por la enmienda de la señora Rodríguez-Salmones, pero entiendo que conviene votar antes la mitad viva. Como usted quiera. Yo lo digo para no equivocarnos. Estrictamente estaríamos votando el segundo párrafo de la enmienda 121 de Convergència i Unió.


El señor PRESIDENTE: Votamos el segundo párrafo de la enmienda 121, del Grupo Parlamentario Catalán (Convergència i Unió).


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 17; en contra, 21; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada la enmienda de referencia.
Votamos la enmienda transaccional número 3, presentada por el Grupo Parlamentario Popular.


Efectuada la votación, dijo

El señor PRESIDENTE: Queda aprobada por unanimidad.


Votamos ahora la enmienda transaccional llamada número 4.


El señor GUARDANS I CAMBÓ: Señor presidente, ¿hay alguna dificultad para que se voten conjuntamente las transaccionales números 4, 5 y 6, que son todas al artículo 5?

El señor PRESIDENTE: No hay ningún inconveniente.


Votamos conjuntamente las transaccionales números 4, 5 y 6, al artículo 5.


Efectuada la votación, dijo

El señor PRESIDENTE: Quedan aprobadas por unanimidad.
Votamos la enmienda transaccional presentada in voce por la portavoz del Grupo Parlamentario de Coalición Canaria, de adición al punto 1, párrafo primero del artículo 5, en los términos referidos por la portavoz.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, uno; en contra, 21; abstenciones, 18.


El señor PRESIDENTE: En consecuencia, queda rechazada.
Votamos el artículo 5 según el informe de la ponencia, con las incorporaciones que hemos votado y aprobado.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 38; abstenciones, dos.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobado el mencionado artículo 5.


Página 6696


Pasamos a votar la enmienda del Grupo Parlamentario Socialista número 80, que introduce un artículo 5 bis.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 15; en contra, 23; abstenciones, dos.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Pasamos al artículo 6. Empezamos con la enmienda número 6, del Grupo Parlamentario Vasco (EAJ-PNV), que entiendo que permanece viva y, por lo tanto, la sometemos a votación.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, dos; en contra, 24; abstenciones, 14.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Pasamos a la enmienda número 46, del Grupo Parlamentario Mixto, señor Rodríguez.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 15; en contra, 25.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
La enmienda número 122, del Grupo Parlamentario Catalán (Convergència i Unió), ha sido retirada. Al artículo 6 hay una enmienda transaccional, la número 7, presentada por el Grupo Parlamentario Popular, que se somete a votación.


Efectuada la votación, dijo

El señor PRESIDENTE: Queda aprobada por unanimidad.


Por lo tanto, pasamos a votar el artículo 6, con la incorporación de la enmienda que ha sido aprobada.


Efectuada la votación, dijo

El señor PRESIDENTE: Queda aprobado por unanimidad.


Pasamos al artículo 7 del proyecto de ley. Empezamos con la enmienda número 7, presentada por el Grupo Parlamentario Vasco (EAJ-PNV).


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, uno; en contra, 36; abstenciones, dos.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
La enmienda número 82, del Grupo Parlamentario Socialista, se mantiene viva y, por lo tanto, se somete a votación.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 15; en contra, 23; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.


Pasamos a las enmiendas presentadas por el Grupo Parlamentario de Izquierda Unida a dicho artículo 7, las números 23, 24, 25, 26, 28 y 27 según el orden que figura en el informe.


El señor LEGUINA HERRÁN: Solicito que se voten por separado.


El señor PRESIDENTE: Así se hará, señor Leguina.
Enmienda número 23.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, dos; en contra, 36; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Enmienda 24.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 16; en contra, 22; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Enmienda 25.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 15; en contra, 23; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Enmienda 26.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, dos; en contra, 36; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Enmienda 27.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, dos; en contra, 36; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Enmienda 28.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, dos; en contra, 36; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Pasamos a las enmiendas números 47 y 48, presentadas por el señor Rodríguez, del Grupo Parlamentario Mixto.


El señor LEGUINA HERRÁN: Pido votación por separado.


El señor PRESIDENTE: Por separado, señor Leguina.
Enmienda número 47.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, dos; en contra, 22; abstenciones 15.


Página 6697


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Enmienda número 48.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 16; en contra, 23.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Enmienda número 124, del Grupo Parlamentario Catalán (Convergència i Unió).


Efectuada la votación, dijo

El señor PRESIDENTE: Queda aprobada por unanimidad.


Pasamos a votar el artículo 7, con la incorporación de la enmienda aprobada por la Comisión.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 22; en contra, 17.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobado.
Enmienda número 83, del Grupo Parlamentario Socialista, al artículo 7 bis (nuevo).


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 17; en contra, 22.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada la enmienda de referencia.
Enmienda número 29, del Grupo Parlamentario Federal de Izquierda Unida, al artículo 8-pre(nuevo).


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, dos; en contra, 23; abstenciones, 14.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada la enmienda de referencia.
Pasamos al artículo 8. Sometemos a votación la enmienda transaccional número 8, del Grupo Parlamentario Popular.


Efectuada la votación, dijo

El señor PRESIDENTE: Queda aprobada por unanimidad.


Pasamos a votar el artículo 8 con la incorporación de la enmienda transaccional que acabamos de votar.


Efectuada la votación, dijo

El señor PRESIDENTE: Queda aprobado por unanimidad.


Pasamos al artículo 9. Votamos la enmienda de Izquierda Unida número 30.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 14; en contra, 23; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Votamos ahora la enmienda número 50, del señor Rodríguez.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, uno; en contra, 23; abstenciones, 15.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Pasamos a votar el artículo 9.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 36; abstenciones, dos.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobado.
Al artículo 10 no hay ninguna enmienda viva. Por lo tanto, lo sometemos a votación.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 38; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobado el artículo 10.
El artículo 11 no tiene ninguna enmienda. Pasamos a su votación.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 38; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobado el artículo 11.
Pasamos al artículo 12. Enmienda número 32 de Izquierda Unida, que se somete a votación.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, uno; en contra, 23; abstenciones, 15.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Enmienda número 9, del Grupo Parlamentario Vasco (EAJ-PNV).


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, uno; en contra, 38.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Pasamos a votar el artículo 12 según el informe de la ponencia.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 38; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobado el artículo 12.
Pasamos al artículo 13. Enmienda número 86, del Grupo Parlamentario Socialista, que sometemos a votación.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 15; en contra, 22; abstenciones, una.


Página 6698


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Enmienda número 33 de Izquierda Unida.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, uno; en contra, 35; abstenciones, dos.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Votamos el artículo 13.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 22; en contra, 13; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobado.
Pasamos a la disposición adicional única. Enmienda número 8 del Grupo Parlamentario Vasco (EAJ-PNV).


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, uno; en contra, 22; abstenciones, 14.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Pasamos a votar la enmienda 87, del Grupo Parlamentario Socialista.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 14; en contra, 22; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
La enmienda 52 del señor Rodríguez queda viva y la sometemos a votación.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 15; en contra, 22.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Pasamos a votar la enmienda transaccional número 9, presentada por el Grupo Parlamentario Popular.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 36; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobada.
Pasamos a votar la disposición adicional primera, con la incorporación de la enmienda transaccional.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 36; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobada.
Sometemos a votación la enmienda número 10, del Grupo Parlamentario Vasco, a una disposición adicional nueva.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, dos; en contra, 35.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Entiendo que la enmienda 88 del Grupo Socialista ha sido retirada.


Pasamos a votar la enmienda 54, del Grupo Parlamentario Mixto, del señor Rodríguez, a una disposición adicional segunda nueva.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, dos; en contra, 22; abstenciones, 13.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Sometemos a votación la enmienda número 55, del Grupo Parlamentario Mixto, presentada por el señor Rodríguez, a una disposición tercera nueva.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, uno; en contra, 22; abstenciones, 13.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Sometemos a votación la enmienda in voce presentada por el Grupo Parlamentario Catalán (Convergència i Unió) a la disposición adicional segunda.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, uno; en contra, 35.


El señor PRESIDENTE: Queda rechazada.
Pasamos a votar la disposición adicional segunda.


Efectuada la votación, dijo

El señor PRESIDENTE: Queda aprobada por unanimidad.


Pasamos a votar la disposición adicional tercera.


Efectuada la votación, dijo

El señor PRESIDENTE: Queda aprobada por unanimidad.


Sometemos ahora a votación la disposición derogatoria única.


Efectuada la votación, dijo

El señor PRESIDENTE: Queda aprobada por unanimidad.


Pasamos a votar las cuatro disposiciones finales, conjuntamente, porque no tienen enmiendas.


Efectuada la votación, dijo

El señor PRESIDENTE: Quedan aprobadas por unanimidad.
A la exposición de motivos hay una enmienda transaccional, llamada número uno, que se somete a votación.


Efectuada la votación, dijo

El señor PRESIDENTE: Queda aprobada por unanimidad.


Página 6699


Sometemos a votación la exposición de motivos, con la incorporación de esta enmienda transaccional.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: votos a favor, 35; abstenciones, una.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobada.
Finalmente, ha habido dos peticiones de corrección de estilo, ambas referidas al artículo 1.
La primera, la ha presentado Convergència i Unió y consiste en añadir "de" en la quinta línea del primer párrafo del artículo 1.


Efectuada la votación, dijo EL señor PRESIDENTE: Queda aprobada por unanimidad.


La segunda ha sido presentada por el Grupo Parlamentario Socialista y pretende sustituir "potenciará" por "fomentará" en el segundo párrafo del mismo artículo 1.


Efectuada la votación, dijo

EL señor PRESIDENTE: Queda aprobada por unanimidad.


Señoras y señores diputados, se levanta la sesión.


Eran las siete y cuarenta y cinco minutos de la tarde.

Congreso de los Diputados · C/Floridablanca s/n - 28071 - MADRID · Aviso Legal