Listas de valores
Congreso de los Diputados

Cerrar Cerrar

 
DS. Senado, Comisiones, núm. 220, de 10/12/2001
 


CORTES GENERALES

DIARIO DE SESIONES DEL

SENADO

Año 2001 VII Legislatura Comisiones. Núm. 220

COMISION GENERAL DE LAS COMUNIDADES AUTONOMAS

PRESIDENCIA DEL EXCMO. SR. D. VICTOR MANUEL VAZQUEZ PORTOMEÑE

celebrada el lunes, 10 de diciembre de 2001

ORDEN DEL DIA:

Dictaminar los siguientes Proyectos de Ley:

--Orgánica de modificación de la Ley Orgánica 8/1980, de 22 de septiembre, de Financiación de las Comunidades Autónomas (LOFCA) (Número de expediente 621/000042).


--Por el que se regulan las medidas fiscales y administrativas del nuevo sistema de financiación de las Comunidades Autónomas de régimen común y Ciudades con Estatuto de Autonomía) (Número de expediente 621/000043).


* * * *

Página 2


Se abre la sesión a las dieciséis horas y quince minutos.

El señor PRESIDENTE: Señorías, se abre la sesión.
Antes de entrar en el orden del día, vamos a proceder a la lectura y aprobación del Acta de la sesión anterior celebrada el pasado día 27 de noviembre de 2001, que ha sido repartida oportunamente a sus señorías.
¿Puede considerarse aprobada por asentimiento? (Pausa.) Queda aprobada por asentimiento.


--PROYECTO DE LEY ORGANICA DE MODIFICACION DE LA LEY ORGANICA 8/1980, DE 22 DE SEPTIEMBRE, DE FINANCIACION DE LAS COMUNIDADES AUTONOMAS (LOFCA) (621/000042).


El señor PRESIDENTE: El punto primero del orden del día es el dictamen del proyecto de Ley Orgánica de modificación de la Ley Orgánica 8/1980, de 22 de septiembre, de Financiación de las Comunidades Autónomas.
Entramos en la defensa del veto número 1, presentado por los señores Cámara Fernández y Cabrero Palomares, que no se encuentran presentes.
Defensa del veto número 2, presentado por el señor Quintana González, que tampoco se encuentra en la sala.
Para la defensa del veto número 3, presentado por el Grupo Parlamentario de Entesa Catalana de Progrés, tiene la palabra el señor Bonet, por tiempo de diez minutos.


El señor BONET I REVES: Intervengo muy rápidamente para indicar, a título personal, no como representante de Entesa Catalana, que es una enmienda a la totalidad y la doy por defendida.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señor Senador.
Para un turno en contra, tiene la palabra la Senadora Primo.


La señora PRIMO ALBERT: Gracias, señor Presidente.
Tampoco voy a entrar en mayores contenidos, simplemente debo señalar que mi Grupo rechaza el veto que presenta, a título personal, el Senador Bonet y ya lo justificaremos debidamente en el Pleno.
Gracias.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señora Senadora.
Entramos en el turno de portavoces.
¿Grupo Parlamentario Mixto? (Pausa.) Por el Grupo Parlamentario de Coalición Canaria, tiene la palabra la Senadora Morales.


Las señora MORALES RODRIGUEZ: Gracias, señor Presidente.
Muy brevemente, intervengo para anunciar que no vamos a apoyar los vetos que se han presentado. El Grupo Parlamentario de Senadores de Coalición Canaria entiende que estamos dando un paso muy importante a la hora de dotar a las Autonomías y, por lo tanto, al Estado, de un nuevo marco de financiación autonómica. El haber obtenido el visto bueno de todas las Comunidades y el haber sido aprobado por unanimidad dentro del Consejo de Política Fiscal y Financiera, entendemos que es un paso importante hacia la estabilidad de ese nuevo marco de financiación autonómica.
Muchas gracias.


El señor PRESIDENTE: Gracias, Senadora Morales.
¿Grupo Parlamentario de Senadores Nacionalistas Vascos? (Pausa.) ¿Grupo Parlamentario Entesa Catalana de Progrés? (Pausa.) Por el Grupo Parlamentario Catalán en el Senado de Convergència i Unió, tiene la palabra el Senador Cardona.


El señor CARDONA I VILA: Muchas gracias, señor Presidente.
Vamos a intervenir en este turno de portavoces para fijar la posición de nuestro Grupo en relación con los vetos presentados --al menos con el que queda vivo, pues no sabemos qué se va a hacer respecto a los otros no defendidos-- y con las dos leyes, aprovechando este trámite.
Llegar a un acuerdo sobre el nuevo modelo de financiación autonómica era uno de los dos objetivos fundamentales para nuestro Grupo, y yo diría que el más importante durante toda la legislatura. El otro era incrementar las cotas de autogobierno, su nivel.
Se ha hablado y escrito mucho, y aún se hablará y escribirá más, sobre si este nuevo modelo es bueno o no, si podía o debía ser mejor. Aquí vendría a colación lo de la botella medio vacía o medio llena, pero lo cierto es que, a nuestro entender, representa un adelanto para avanzar en la mejora de la autofinanciación y, por lo tanto, es positivo. Porque lo sustancial y deseable es que la financiación autonómica sea un modelo justo y suficiente; un modelo que proporcione los recursos precisos para hacer frente a unos servicios de calidad para los ciudadanos, que son los que proporcionan dichos recursos, pero que requieren que les sean devueltos, a su vez, en forma de servicios de calidad; y un modelo, por tanto, que sea justo en relación con esa aportación.
Sin duda este modelo nuevo que estamos debatiendo mejora el vigente desde 1997 hasta 2001, acordado entre el Partido Popular y Convergència i Unió, con un 30 por ciento del IRPF sin topes, además de los impuestos cedidos, que fue tan criticado por el Partido Socialista Obrero Español, y que no firmaron las tres Comunidades con gobierno socialista en aquel momento, de la misma forma que este modelo mejoraba el anterior, hasta el año 1996, acordado entre el PSOE y CIU y criminalizado por el PP porque iniciaba ya la participación, en un 15 por ciento sin topes, en el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas. Por lo tanto, el consenso inicial sobre el nuevo modelo es para nosotros una mejora cualitativa sustancial y muy importante. Al menos ya no somos los receptores de las

Página 3


críticas más duras entre los dos partidos mayoritarios. Pero, además, hay aspectos concretos que mejoran el nuevo modelo y que permiten, en primer lugar, una mayor autonomía financiera porque los ingresos dependerán más de los impuestos que aporten los ciudadanos y menos de las transferencias del Estado. Así, si en el año 1997, en el caso de Cataluña, los ingresos tributarios representaban un 33 por ciento y las transferencias del Estado y de la Seguridad Social el 67 por ciento restante, ahora esta proporción se invierte: el 86 por ciento corresponderá a los ingresos tributarios y el 14 por ciento restante a las transferencias estatales.
Por otra parte, los ingresos tributarios procederán de la participación en una amplia cesta de impuestos, por cierto, objetivo que nosotros defendíamos hace años y que se nos negaba so pretexto de dificultades de tipo técnico. Así, además de los impuestos ya cedidos, tenemos que el IRPF se ha aumentado al 33 por ciento y, además, se ha añadido el 35 por ciento del IVA, el 40 por ciento sobre el tabaco, los alcoholes y los hidrocarburos, y el cien por cien sobre energía y matriculación de coches, todo lo cual proyecta una mayor suficiencia económica, con un incremento de la dotación anual por la propia evolución de los recursos impositivos diversificados en la cesta y la consolidación de los incrementos del período anterior.
El nuevo modelo también significa una mayor corresponsabilidad fiscal en dos vertientes: mayor capacidad normativa y participación en la gestión de la Agencia Tributaria. Además, es un modelo solidario que prevé cinco instrumentos para facilitar esta solidaridad, es decir, un fondo de suficiencia, un fondo específico de sanidad para desplazados y ahorro en incapacidad temporal (IT) --cuya financiación es positiva y que se incluye por primera vez en la financiación autonómica--, un fondo de renta relativa que se distribuye para las Comunidades Autónomas con menor renta per cápita, asignaciones de nivelación para garantizar un mínimo de servicios públicos como sanidad y educación, y un fondo de compensación territorial para las Comunidades beneficiarias de los fondos estructurales de Objetivo 1.
En conclusión, nos preguntamos si todas estas razones serían suficientes para que nos podamos sentir satisfechos. Yo diría que es posible que no del todo, o por lo menos no plenamente. En cualquier caso, no es este el modelo de financiación que nosotros pretendemos conseguir, el que deseamos y al que aspiramos. No es nuestro modelo, pero lo que sí es cierto, como decía antes, es que representa un paso más hacia el que deseamos. ¿Un paso más o menos importante? De cualquier forma, el ciudadano podrá ser consciente de que sus tributos sirven más directamente y en mayor proporción para hacer frente a los gastos que requieren los servicios que le son prestados. Eso es suficiente para que nuestro Grupo apoye estas dos leyes respecto a las que hemos fijado nuestra posición, lo cual significa que nos manifestamos en contra de los vetos presentados.
Muchas gracias, señor Presidente.


El señor PRESIDENTE: Gracias, Senador Cardona.
Por el Grupo Parlamentario Socialista, tiene la palabra el Senador Galán.


El señor GALAN PEREZ: Gracias.
Intervengo con mucha brevedad, señor Presidente, para fijar nuestra posición respecto a los tres vetos presentados a este proyecto de ley de modificación de la LOFCA.
Dado que no se han producido intervenciones de fondo sobre estos vetos, nuestra posición va a ser de abstención. No lo vamos a apoyar puesto que entendemos que esta ley que se modifica responde en gran medida a los acuerdos adoptados por unanimidad en el Consejo de Política Fiscal y Financiera del 27 de julio, pero tampoco vamos a votar a favor porque coincidimos al menos con varios de los argumentos que los grupos que han presentados los vetos establecen como justificación de ellos. Por lo tanto, y reservándonos a la intervención de los grupos que los han formulado en el Pleno para adoptar una decisión definitiva, en esta Comisión vamos a abstenernos sobre los tres vetos formulados.
Gracias.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador Galán.
Por el Grupo Parlamentario Popular, tiene la palabra la Senadora Primo.


La señora PRIMO ALBERT: Gracias, Presidente.
Sólo deseo mostrar nuestro rechazo a los tres vetos que se han presentado.
Gracias.


El señor PRESIDENTE: Gracias.
La sesión ya se estaba tramitando cuando llegó el señor Cámara. Por lo tanto, vamos a darle la oportunidad de pronunciarse sobre los dos primeros vetos formulados por el Grupo Parlamentario Mixto.
Tiene la palabra el Senador Cámara.


El señor CAMARA FERNANDEZ: Muchas gracias, señor Presidente, por su flexibilidad.
Efectivamente he llegado tarde, porque creí que la sesión comenzaba a las cuatro y media y no a las cuatro, y estaba tranquilo en el comedor.
Debido a esa flexibilidad, yo también correspondo dando por defendidos los dos vetos, tanto el de Izquierda Unida como el del Bloque Galego, del Senador Anxo Quintana.
Muchas gracias.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador Cámara.
¿Algún grupo quiere pronunciarse específicamente sobre las palabras o el turno del señor Cámara? (Pausa.) Pasamos a la votación de los vetos formulados. Podemos hacerlo por separado o conjuntamente. Si sus señorías no piden votación separada, lo haremos de manera conjunta. (Pausa.) Se someten a votación los tres vetos conjuntamente.


Página 4


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: Votos a favor, dos; en contra, 25; abstenciones, 13.


El señor PRESIDENTE: Quedan rechazados.
En consecuencia, pasamos a la defensa de las enmiendas al proyecto de ley que estamos examinando.
Para la defensa de las enmiendas números 1 a 3, presentadas por los señores Cámara Fernández y Cabrero Palomares, tiene la palabra el señor Cámara.


El señor CAMARA FERNANDEZ: Señor Presidente, intervengo solamente para darlas por defendidas.
Muchas gracias.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador.
Para la defensa de la enmienda número 4, presentada por el Grupo Parlamentario de Senadores Nacionalistas Vascos, tiene la palabra el Senador Albistur.


El señor ALBISTUR MARIN: Gracias, señor Presidente.
Presentamos esta enmienda a un proyecto de ley que no nos afecta en su totalidad pero que sí evita las referencias a las Comunidades Autónomas contempladas en la disposición adicional primera de la Constitución.
Justificamos esta enmienda porque las instituciones sitas en la Comunidad Autónoma Vasca tienen un régimen especial, por lo que resulta lógico que se habilite una cláusula en la Ley que recoja su especialidad foral, como se ha venido haciendo hasta ahora en leyes similares a la que actualmente estamos debatiendo.
Muchas gracias.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador Albistur.
Para la defensa de las enmiendas números 5, 7 a 11 y 14 a 17, presentadas por el Grupo Parlamentario Socialista, tiene la palabra el Senador Galán por un tiempo de siete minutos.


El señor GALAN PEREZ: Muchas gracias, señor Presidente.
Intervengo para defender las enmiendas que mantiene el Grupo Parlamentario Socialista a este proyecto de ley de modificación de la LOFCA, Ley que ya ha sufrido otras modificaciones: en el año 1989 por razones técnicas para su adaptación al régimen autonómico de las tasas y precios públicos; en el año 1998 para la introducción del euro; o bien modificaciones sustanciales como consecuencia del modelo de financiación novedoso que se pactó en el Consejo de Política Fiscal y Financiera el 23 de septiembre de 1996 y que se recogió en la Ley Orgánica 3/1996.
Al proyecto que debatimos, que tiene seis artículos, una disposición adicional y una final, mantenemos una serie de enmiendas que voy a intentar defender.
En el artículo primero, que hace referencia al tema de tributos susceptibles de cesión a las Comunidades Autónomas, mantenemos la enmienda número 5, que intenta eliminar del texto literal de la ley la limitación cuantitativa, del porcentaje de cesión. Estamos absolutamente de acuerdo en pactar para el período de vigencia del nuevo modelo de financiación unas limitaciones en los porcentajes de cesión similares a las que se acordaron en el Consejo de Política Fiscal y Financiera, pero nos parece que no tiene por qué recogerse en el texto de la propia LOFCA, que obliga, en el caso de que se amplíe el porcentaje de cesión, a tener que modificar la ley, cosa que creemos que no sería necesaria si no hubiera esa referencia explícita a cuál, es el porcentaje de cesión de aquellos impuestos que pueden ser objeto de cesión de carácter parcial.
La enmienda número 7 pretende incluir un nuevo apartado en el artículo 19.2 de la LOFCA para ampliar las competencias normativas de las Comunidades Autónomas en relación con el Impuesto especial sobre determinados medios de transporte, en el Impuesto sobre la electricidad y en el Impuesto sobre labores de tabaco, tanto en la determinación de las exenciones como en el tipo de gravamen, siempre con respeto a los criterios de armonización comunitaria.
Coherente con esta enmienda número 7 tenemos la número 8, al mismo artículo y por la misma justificación.
La enmienda número 9 pretende dar una mucha mayor participación a las Comunidades Autónomas en la gestión de los impuestos compartidos entre la hacienda estatal y las haciendas comunitarias.
El artículo segundo del proyecto modifica la LOFCA en relación con la materia de participación en los impuestos del Estado, donde se arbitra un nuevo mecanismo de participación, el fondo de suficiencia, que permita la cobertura de la diferencia financiera entre las necesidades de gasto de las Comunidades Autónomas y su capacidad fiscal.
A dicho artículo segundo mantenemos vivas dos enmiendas, la número 10, que pretende sustituir la expresión «podrá ser objeto de revisión» por «será objeto de revisión», ya que es obvio que el fondo de suficiencia tiene que ser revisado cuando se produzcan nuevos traspasos de servicio o se amplíen o revisen las valoraciones de traspasos anteriores, así como cuando cobre efectividad la cesión de nuevos tributos.
La enmienda número 11 pretende añadir un nuevo apartado c) a ese artículo de la LOFCA diciendo que cada cinco años, como máximo, debe revisarse el sistema sobre la base de las variaciones en las necesidades de gasto de las Comunidades Autónomas, en la capacidad fiscal de la misma o en los índices de distribución utilizados, garantizando así el carácter dinámico y no puramente estático del fondo de suficiencia, que nos parece algo imprescindible para el correcto funcionamiento del sistema.
El artículo tercero del proyecto de ley regula las asignaciones de nivelación, modificando el artículo 15 de la LOFCA y permitiendo que este mecanismo tan importante de solidaridad pueda empezar a ser aplicado. El absurdo sistema anterior, donde la LOFCA definía como nivel mínimo de prestación de los servicios fundamentales para las Comunidades Autónomas el nivel medio, hacía realmente que el sistema de asignaciones de nivelación fuera una especie de carrera entre Aquiles y su tortuga, donde nunca

Página 5


podía llegarse a una solución equilibrada en cuanto a esa definición de nivel medio.
No obstante, nosotros vamos a apoyar, aunque no tenemos enmiendas a este artículo, la enmienda número 53, del Grupo Parlamentario Catalán en el Senado de Convergència i Unió, y estimamos, desde luego, que el criterio de servicios públicos fundamentales no debería quedar cerrado a los temas de educación y sanidad, como hace el proyecto, sino tener una definición más abierta que pudiera, en su momento, incluir otra serie de servicios.
El artículo cuarto del proyecto, referido al Fondo de Compensación Interterritorial, que modifica los artículos 4, 16 y 18 de la LOFCA, era objeto de tres enmiendas de nuestro Grupo, de las cuales dos han sido aceptadas, quedando viva la número 14, que es coherente con nuestra posición, mantenida en el debate de la Ley de fondo de compensación, donde entendíamos que era preferible hablar de un criterio de fijación de la cuantía del fondo más estable que la pura inversión pública y menos susceptible de utilización o cambio por las decisiones puramente del Gobierno, como podía ser un porcentaje del Producto Interior Bruto a precios de mercado.
En el artículo quinto, que hace referencia a la participación de las Comunidades Autónomas en los tribunales económico-administrativos regionales del Estado, mantenemos viva la enmienda número 15, que pretende ampliar la competencia de los órganos económico-administrativos de las Comunidades Autónomas.
Finalmente, por lo que respecta a la disposición adicional del proyecto, mantenemos nuestras dos últimas enmiendas, las números 16 y 17. La primera es de supresión de la disposición adicional, ya que a nuestro juicio su única finalidad es evitarle al Gobierno de la nación el pago de asignaciones de nivelación por las desviaciones producidas en la financiación de la educación y de la sanidad desde 1999 --que se ha definido como año base para el nuevo sistema-- hasta el año 2002. No nos parece justa esa falta de pago de esas desviaciones y, por tanto, queremos que se suprima esa disposición adicional.
Mantenemos la enmienda número 17, en la que solicitamos una nueva disposición adicional en la que se prevea que en seis meses empiece a funcionar una comisión de estudio en el Consejo de Política Fiscal y Financiera para estudiar la convergencia de resultados económicos entre los diferentes sistemas de financiación, el común y el foral, lo que nos parece de una enorme importancia.
Con esto, señorías, señoras y señores del Grupo Parlamentario Popular, termino la defensa de las enmiendas presentadas por nuestro Grupo Parlamentario, comunicándoles que no volveré a reiterarlas en el Pleno dado que nuestros argumentos han quedado ya expuestos. En el Pleno me dedicaré a hacer una mayor valoración global de ambas leyes, del pacto del que traen causa, y de las incidencias que en relación con las mismas se hayan podido producir y que han dado lugar a dos nuevas reuniones del Consejo de Política Fiscal y Financiera los días 16 y 22 de noviembre pasado. Pero no volveré a insistir en enmiendas que han sido formuladas, a mi juicio, con el único deseo de mejorar técnicamente el sentido y el contenido de estas leyes y con el de hacer realidad un acuerdo adoptado por unanimidad en el Consejo de Política Fiscal y Financiera. Ese acuerdo, lógicamente, supone una mejora, quizá no la que nosotros desearíamos, quizá no la suficiente o la que en estos momentos se precisa, pero sí supone una mejora importante en materia de suficiencia financiera de las Comunidades Autónomas, en materia de corresponsabilidad fiscal, en materia de puesta en funcionamiento de los mecanismos de solidaridad interterritorial y, en definitiva, en materia de acuerdo sobre la base de un sistema de financiación que haga mucho más coherente, pacífico y justo el esquema de financiación de las 17 Comunidades Autónomas que forman parte del Estado que, por tanto, son Estado, y que deberían tener resuelto el horizonte de su financiación tanto en los momentos actuales como en la fase en que completen plenamente el traspaso de servicios relativos a las competencias definidas en sus propios Estatutos de Autonomía.
Nada más. Espero del Grupo Parlamentario Popular que atienda con cariño estas enmiendas que hemos formulado, y cualquiera que sea el resultado de la votación de las mismas en esta Comisión, repito que en el Pleno nos limitaremos, no a defenderlas, sino a mantenerlas para su votación, pero allí haremos un debate de carácter mucho más político, mucho más específico sobre lo que este proyecto de ley y la ley de medidas, anexa a la misma, que debatiremos a continuación, significan en el marco de un Estado que es plural, el Estado de las Autonomías, que nuestro Grupo Parlamentario desea que funcione cada vez con mayor equidad, con mayor justicia y con mayor solidaridad.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador Galán.
Para la defensa de las enmiendas números 18 a 35 presentadas por el Grupo Parlamentario Entesa Catalana de Progrés, tiene la palabra el Senador Bonet.
Tiene también siete minutos y medio, Senador, aunque medie la generosidad de la Presidencia.


El señor BONET I REVES: Muchas gracias, señor Presidente.
Mi Grupo elaboró las enmiendas sobre un texto que estos días, por lo que se ve, va cambiando paulatinamente. Es decir, va cambiando la letra y va cambiando el espíritu. Nosotros presentamos una serie de enmiendas sobre la base de unos acuerdos y de un espíritu pero cada día vemos cómo ese espíritu se va pervirtiendo a la vez que aparecen cosas nuevas. Esto nos recuerda a aquellas películas de Fumanchú en las que había tantas trampas. Este sistema de financiación se parece un poco a aquello. Ahora ya hay hasta un chantaje para que se acepte la sanidad con las valoraciones del Gobierno; y si no, te quedas sin merienda.
En fin, quiero decir que nosotros elaboramos nuestras enmiendas, no sobre la base de esta extraña nota que hemos recibido los grupos parlamentarios de unas enmiendas que proponía un Secretario de firma ilegible del Consejo de Política Fiscal y Financiera. Quizá eso hubiese podido ser si hubiésemos tenido antes el texto y si las enmiendas hubiesen sido de otra manera, pero ya se sabe que cada día

Página 6


que pasa este sistema de financiación tiene nuevas sorpresas. El problema está en cuál será la siguiente sorpresa.
Dicho esto, voy a explicar un poco el sentido de las enmiendas presentadas por nuestro Grupo Parlamentario. En primer lugar, su sentido es la defensa de que las Comunidades Autónomas puedan tener el mismo tipo de impuestos y el mismo tipo de financiación que otras Comunidades, por ejemplo las forales. Entendemos, pues, que no hay que restringir las posibilidades de cesión de impuestos habida cuenta que la Constitución prevé en su artículo 150.2 y también en otros la cesión de cualquier cosa que el Estado considere.
Otro tipo de enmiendas de nuestro Grupo van en el sentido de que en la exposición de motivos se da la sensación de que la corresponsabilidad fiscal empieza en 1996, es decir, parece que el año cero es el año 1996 y lo otro es prehistoria. Pues eso no es cierto porque la corresponsabilidad fiscal empezó con el 15 por ciento del IRPF, con Gobierno socialista.
Hay también otra enmienda a la exposición de motivos, ya que parece que la fuente de toda doctrina sea la LOFCA, cuando la fuente de toda doctrina deben ser la Constitución y los Estatutos de Autonomía, que no salen en ningún sitio ya que son un bloque de constitucionalidad.
Y en este sentido también y para respeto de los Estatutos de Autonomía, en la mayoría de los cuales se dice que las revisiones del sistema de financiación se tienen que hacer cada cinco años, nosotros hemos vuelto a poner esta cláusula para respetar el espíritu de los Estatutos de Autonomía, que, creo yo, son leyes orgánicas de mucha mayor entidad que la LOFCA porque estos Estatutos han sido votados y muchos ya vienen de tradición desde los años treinta. Por tanto, el que ahora se quiera cerrar el sistema nos parece constitucionalmente desleal para con los Estatutos de Autonomía, pero es, además, poco razonable, porque ya se ve que una cosa son las previsiones y otra es la realidad actual. Este sistema de financiación al cabo de tres meses de aprobado ya se empieza a retocar, con lo cual no digamos nada sobre si se ha de retocar al cabo de cinco años.
Presentamos otro tipo de enmiendas para que el Senado haga su función y no se convierta en un simple órgano de registro, algo que al parecer estamos condenados a ser. Nosotros creemos que el control y la fiscalización del sistema de financiación debe corresponder al Senado.
Otro tipo de enmiendas se refiere a la participación de las Comunidades Autónomas en materia tributaria y, en concreto, en la Agencia Tributaria.
Creemos que, si los impuestos son compartidos, también hay que compartir con el Estado los instrumentos coercitivos, de gestión y liquidación. Al final, el Estado es una gran bolsa que incluye al Estado Central y a las Autonomías, y esto se ha de reflejar en los organismos tributarios.
Otras de nuestras enmiendas se formulan porque parece que el Estado siempre se reserva la ejecución de las normas comunitarias, y --como ya he dicho en otras ocasiones en la Cámara-- hay suficiente jurisprudencia constitucional para que las directivas comunitarias no sean consideradas como política exterior. Cuando hay que armonizar impuestos cedidos a las Comunidades Autónomas, lógicamente, la ejecución tendría que corresponder a las Comunidades Autónomas. Evidentemente, en nuestra enmienda proponemos que se celebre una reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera, siempre que el Gobierno, en virtud del cumplimiento de un mandato de política exterior, no intente recuperar estas competencias con el pretexto de que se dictan normas comunitarias. Creemos que la corresponsabilidad fiscal en el ámbito de la armonización europea es tarea que pueden ejecutar perfectamente las Comunidades Autónomas.
Otra enmienda del Grupo Parlamentario Entesa Catalana de Progrés pretende que el objetivo a medio plazo de la distribución del gasto y, por tanto, de los ingresos se haga en una proporción 40%-30%-30%. Es decir, proponemos un reparto en el que al Estado le corresponda un 40 por ciento, a las Comunidades Autónomas un 30 por ciento y a la Administración Local un 30 por ciento. Creemos que esta participación concuerda con esa frase tantas veces oída que dice que España es el país más descentralizado del mundo. Si lo es, no veo ningún inconveniente en copiar el nivel de participación existente en Canadá o Alemania, que tienen este tipo de porcentajes de distribución de los ingresos y gastos.
Quiero destacar otra enmienda relativa al Fondo de suficiencia, al que queremos poner una especie de piel de foca. Consideramos que el hecho de que una Comunidad Autónoma, en el ejercicio de sus competencias, tenga más presión fiscal que otra no puede ser utilizado por el Estado para rebajarle su Fondo de suficiencia. Al contario, pensamos que una gestión eficaz no debe penalizarse y que deben impedirse posibles perversiones, es decir evitar que haya quien baje los impuestos y se convierta en un pedigüeño.
Estas son, básicamente, las enmiendas del Grupo Parlamentario Entesa Catalana de Progrés. Esperamos que el Grupo Parlamentario Popular, que es el que tiene la llave, las estudie y, como son tan razonables, acepte todas sin tocarlas ni un ápice.
Muchas gracias, señor Presidente.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señor Senador.
Para la defensa de las enmiendas números 44, 46 y 47, presentadas por el Grupo Parlamentario, de Coalición Canaria, tiene la palabra la Senadora Morales.


La señora MORALES RODRIGUEZ: Muchas gracias, señor Presidente.
Hago uso de la palabra para dar por defendidas las enmiendas.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señoría.
Para la defensa de las enmiendas números 48 a 50 y 52 a 54, presentadas por el Grupo Parlamentario Catalán en el Senado de Convergència i Unió, tiene la palabra el Senador Cardona.


El señor CARDONA I VILA: Muchas gracias, señor Presidente.


Página 7


En el trámite de Ponencia el ponente del Grupo Parlamentario Popular nos ofreció una transaccional a las enmiendas 48, 49 y 50. Aún no la conocemos y, por lo tanto, estamos a la espera de esa transacción; en cualquier caso, como se trata de unas enmiendas que se parecen bastante a otras presentadas por el Grupo Parlamentario Popular, seguro que llegaremos a un acuerdo.
Como la enmienda número 51 ha sido aceptada, paso a defender las otras tres enmiendas. Presentamos la número 52 a fin de modificar el primer párrafo del apartado 4 del artículo 13 de la LOFCA y, para ello, proponemos la siguiente redacción: «El valor inicial del Fondo de suficiencia de cada Comunidad Autónoma y Ciudad con Estado de Autonomía propio podrá ser objeto de revisión --y aquí viene el inciso que nosotros proponemos--, sin perjuicio de lo que dispongan los Estatutos de Autonomía respectivos.» Ello viene motivado porque, atendiendo al rango de ley orgánica que ostentan los Estatutos de Autonomía y en función de que en ellos se contienen disposiciones que hacen referencia a la financiación autonómica, entendemos oportuno hacer específica mención a dichas fuentes de carácter normativo.
La enmienda número 53 se formula a los efectos de adicionar un nuevo apartado 6 en el artículo 15 de la LOFCA del siguiente tenor. «Para valorar los efectos sobre un aumento del gasto de las Comunidades Autónomas derivado de las decisiones estatales, así como los efectos sobre la minoración de ingresos de las Comunidades Autónomas provocada por cambios estatales en la legislación tributaria, el Consejo de Política Fiscal y Financiera realizará anualmente un informe sobre las consecuencias derivadas...» Presentamos esta propuesta de conformidad con el acuerdo alcanzado por el Consejo de Política Fiscal y Financiera en el mes de julio, concretamente con el apartado relativo a la lealtad institucional.
Finalmente, la enmienda número 54 se presenta a los efectos de adicionar un nuevo artículo séptimo. Con ello, pretendemos añadir una nueva disposición adicional con la siguiente redacción. «Anualmente se analizarán los efectos derivados de la aplicación del sistema de financiación de la evolución del censo de población con respecto a las necesidades resultantes en el año anterior y, en su caso, se determinarán las posibles compensaciones a las Comunidades Autónomas y la posibilidad de integrarlas en la dotación correspondiente al marco de suficiencia.» Entendemos que el espíritu y la letra del acuerdo de financiación prevén que éste sea un mecanismo flexible, de tal manera que las modificaciones que puedan producirse paulatinamente no desvirtúen el equilibrio financiero que se pretende obtener con el citado acuerdo.
Nada más y muchas gracias.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador Cardona.
Pasamos al turno en contra. (Pausa.) Turno de portavoces. (Pausa.) ¿Por el Grupo Parlamentario Mixto? (Pausa.) ¿Por el Grupo Parlamentario de Coalición Canaria? (Pausa.) ¿Por el Grupo Parlamentario de Senadores Nacionalistas Vascos? (Pausa.) ¿Por el Grupo Parlamentario Entesa Catalana de Progrés? (Pausa.) ¿ Por el Grupo Parlamentario Catalán en el Senado de Convergència i Unió? (Pausa.) ¿Por el Grupo Parlamentario Socialista? (Pausa.) Por el Grupo Parlamentario Popular, tiene la palabra la Senadora Primo.


La señora PRIMO ALBERT: Muchas gracias, señor Presidente.
Quería haber entrado a debatir las enmiendas, puesto que todos mis compañeros han estado comentándolas, pero, como no nos ha dado tiempo, vamos a aprovechar el turno de portavoces para hacer referencia a las mismas.
Señorías, desde el Grupo Parlamentario Popular entendemos que estamos desarrollando un proyecto de ley tal y como nos ha sido remitido tras el acuerdo alcanzado en el seno del Consejo de Política Fiscal y Financiera.
Por tanto, con un acuerdo unánime que cuenta, por decirlo de alguna manera, con la mayoría absoluta de todas las Comunidades Autónomas tenemos que hacer un proyecto de ley que responda a las necesidades y a las pautas que nos han marcado desde el citado Consejo de Política Fiscal y Financiera.
Y es que no sólo estamos hablando de pesetas, señorías; desde luego que estamos hablando de financiación y de cómo se van a valer las distintas Comunidades Autónomas de este nuevo modelo de financiación autonómica, pero básicamente no hablamos de ello, estamos hablando de servicios públicos que tienen que ser atendidos por las distintas Comunidades Autónomas y que a la hora de la verdad son los que van a sufrir, a disfrutar y a tener nuestros ciudadanos independientemente del sitio donde vivan y de la Comunidad Autónoma en la que estén, e independientemente del gobierno que haya a nivel estatal así como del gobierno que tengan en cada Comunidad Autónoma. Por lo tanto, desde el Grupo Parlamentario Popular creemos que tenemos una gran labor y que debemos estar abiertos en cuanto que las propias enmiendas que presentamos a este proyecto de ley mejoran y recogen ese sentido claro, concreto y conciso que nos llega desde el Consejo de Política Fiscal y Financiera.
No obstante, tengo que decir que nos reiteramos en el informe que se dio a la Ponencia en el sentido de que estamos abiertos a la negociación, a la búsqueda del máximo consenso y a conseguir que todos los grupos parlamentarios puedan aportar algo que realmente sirva, que sea útil, que sea definitivo de cara a este nuevo sistema de financiación autonómica, porque al fin y al cabo, como representantes territoriales en la Cámara territorial, como es el Senado, todos y cada uno de nosotros representamos a distintas Comunidades Autónomas y sabemos realmente cuáles son las necesidades claras, concretas y concisas de nuestros ciudadanos. Por lo tanto, las enmiendas del Grupo Parlamentario Popular están abiertas y no podemos cerrar la puerta. Lo reiteraremos a nivel de votación, pero queremos que quede bien claro que seguimos abiertos a la negociación

Página 8


y que seguiremos negociando hasta el final porque consideramos que este proyecto de ley tiene que entrar con el máximo consenso posible de todas las fuerzas parlamentarias.
Gracias.


El señor PRESIDENTE: Gracias, Senadora Primo.
Pasamos a la votación del Informe de la Ponencia, salvo que algún portavoz pida votación individualizada o por grupos de enmiendas (El señor Galán Pérez pide la palabra.) Tiene la palabra, Senador Galán.


El señor GALAN PEREZ: Señor Presidente, pedimos votación separada por grupos de los siguientes artículos: por una parte, los artículos 1, 2, 4 y la disposición adicional del proyecto; por otra, el artículo 7 nuevo, introducido en la Ponencia, y en un tercer bloque el resto del proyecto.


El señor PRESIDENTE: Si no entendí mal, señor portavoz, pide votación separada, en un primer bloque, de los artículos 1, 2, 4 y disposición adicional; en otro, el artículo 7 nuevo y, por último, el resto de los artículos. Así lo vamos a hacer.
En primer lugar, votamos el texto del Informe de la Ponencia de los artículos 1, 2, 4 y disposición adicional.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: Votos a favor, 23; en contra, 12; abstenciones, tres.


El señor PRESIDENTE: Quedan aprobados.
Votamos, a continuación, el artículo 7 nuevo conforme a la redacción contenida en el texto del Informe de la Ponencia.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: Votos a favor, 34; en contra, dos; abstenciones, dos.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobado.
Votamos finalmente el resto del texto de la Ponencia.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: Votos a favor, 26; en contra, dos; abstenciones, 13.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobado y, como consecuencia, se entienden rechazadas las enmiendas.


--PROYECTO DE LEY POR LA QUE SE REGULAN LA MEDIDAS FISCALES Y ADMINISTRATIVAS DEL NUEVO SISTEMA DE FINANCIACION DE LAS COMUNIDADES AUTONOMAS DE REGIMEN COMUN Y CIUDADES CON ESTATUTO DE AUTONOMIA (621/000043).


El señor PRESIDENTE: Pasamos al siguiente punto: dictamen del proyecto de ley por la que se regulan las medidas fiscales y administrativas del nuevo sistema de financiación de las Comunidades Autónomas de régimen común y Ciudades con Estatuto de Autonomía.
Para la defensa del veto número 1, presentado por los Senadores Cámara Fernández y Cabrero Palomares, tiene la palabra el Senador Cámara por término de 10 minutos.


El señor CAMARA FERNANDEZ: Señor Presidente, lo doy por defendido.
Gracias.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador Cámara.
Para la defensa del veto número 2, presentado por el señor Quintana González, tiene la palabra el señor Cámara.


El señor CAMARA FERNANDEZ: Lo doy por defendido, señor Presidente.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador Cámara.
Turno en contra (Pausa.) Tiene la palabra el portavoz del Grupo Parlamentario Popular, señor Ruiz Rivero.


El señor RUIZ RIVERO: Señor Presidente, simplemente anuncio nuestro voto en contra del veto. En correspondencia con la postura mantenida por el señor Cámara, trasladamos el debate a la sesión plenaria.
Gracias.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señor Senador.
Turno de portavoces (Pausa.) ¿Por el Grupo Parlamentario Mixto? (Pausa.) Por el Grupo Parlamentario de Senadores de Coalición Canaria, tiene la palabra la Senadora Morales.


La señora MORALES RODRIGUEZ: Gracias, Presidente.
Solamente intervengo para anunciar que nuestro voto va a ser en contra de los vetos presentados a la ley complementaria y que en el próximo Pleno ampliaremos nuestra intervención.
Gracias.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senadora Morales.
¿Por el Grupo Parlamentario de Senadores Nacionalistas Vascos? (Pausa.) ¿Por el Grupo Parlamentario Entesa Catalana de Progrés? (Pausa.) Por el Grupo Parlamentario Catalán en el Senado de Convergència i Unió, tiene la palabra el Senador Cardona.


El señor CARDONA I VILA: Reiteramos lo manifestado en el turno de portavoces del veto al proyecto anterior.
Muchas gracias.


El señor PRESIDENTE: Gracias, Senador Cardona.


Página 9


¿Por el Grupo Parlamentario Socialista? (Pausa.) ¿Por el Grupo Parlamentario Popular? (Pausa.) Sometemos a votación conjunta ambos vetos formulados y ahora debatidos.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: Votos a favor, dos; en contra, 21; abstenciones, 11.


El señor PRESIDENTE: Quedan rechazados.
Pasamos seguidamente a la defensa de las enmiendas números 1 a 13, formuladas y presentadas por los Senadores Cámara Fernández y Cabrero Palomares.
Tiene la palabra el Senador Cámara.


El señor CAMARA FERNANDEZ: Las doy por defendidas.
Muchas gracias, señor Presidente.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador Cámara.
Para la defensa de las enmiendas números 14 a 31, presentadas por el Grupo Parlamentario Socialista, tiene la palabra el Senador Lerma, por un tiempo de siete minutos.


El señor LERMA BLASCO: Muchas gracias, señor Presidente.
Intervengo para explicitar que en realidad las enmiendas que nosotros hemos presentado tienen que ver mucho con el acuerdo conseguido, pero que tienen poco que ver con lo que realmente se ha constituido en el fondo del asunto, que es el nuevo impuesto creado teóricamente para financiar la sanidad.
Yo quiero advertir que ya sé que es un debate que aparentemente es poco importante y que, al mismo tiempo, se le está dando realmente poca importancia en la tramitación, pero estamos en un debate crucial para el funcionamiento del Estado y creo que el Gobierno se debería tomar bastante más en serio --de lo que, a mi parecer, se toma--esta actuación.
Al igual que algo tan trivial aparentemente para el Gobierno como la Ley de Estabilidad Presupuestaria pasó prácticamente desapercibida en su debate, hoy tenemos una de las consecuencias que estamos pagando, que es el desacuerdo en el concierto vasco, aunque podría haber surgido por cualquier otra circunstancia. En cualquier caso, las leyes que últimamente se están aprobando sin que el Gobierno le dé realmente la importancia que tienen, van a traer graves consecuencias y, en particular, la que estamos ahora discutiendo, que es una ley fundamental.
Todas las enmiendas que nosotros hemos presentado, que responden a los acuerdos reales del Consejo de Política Fiscal y Financiera y no a la forma en que los ha querido interpretar el Gobierno --y textualmente se puede leer con toda claridad la diferencia--, han sido rechazadas. Al igual que esas enmiendas responden a los acuerdos textuales, también hemos querido poner de manifiesto que el Gobierno tendría que valorar --en este caso, el Grupo Parlamentario Popular, puesto que el Gobierno está ausente-- mejor su actuación.
La actuación a la que el Gobierno nos somete con esta legislación es precipitada porque no se puede crear un impuesto de la nada sin saber qué consecuencias va a tener, pues evidentemente las va a tener. Está bastante claro que éste es un momento equivocado para generar nuevos impuestos y que el Gobierno, que había predicho prácticamente la desaparición del ciclo económico, se ha equivocado una vez más en su apreciación, no sólo porque los ciclos no han desaparecido, sino porque además, aplica la política anticíclica al revés. En épocas de recesión hay que bajar impuestos, señorías, y en épocas de crecimiento hay que procurar quitarlos. La situación es que el Gobierno está actuando al revés de lo que tendría que hacer, pues está subiendo impuestos y, además, está creando nuevos impuestos innecesarios que van a generar inflación y que van a quitar a los particulares posibilidad de sostener lo único que está sosteniendo el crecimiento económico actualmente, que es el consumo privado, y esto va en perjuicio de sostener el crecimiento económico.
Igual que introdujeron excesivas rigideces en la anterior ley, en ésta las vuelven a introducir porque resulta que cuando tengamos que cambiar el impuesto, el IRPF, por ejemplo, tendremos una dificultad, y es que hemos fijado el 33 o el 35 en el IVA o hemos fijado el 40 en otro y al final, ¿qué pasará? Pues que cuando electoralmente pretendamos modificar el IRPF para ir a las elecciones diciendo que hemos bajado los impuestos, a pesar de que sea al revés, tendremos que modificar la ley de nuevo porque lógicamente, al disminuir los ingresos por IRPF por la modificación de la ley, tendremos que venir aquí y decir: señores, nos hemos equivocado y tenemos que modificar de nuevo la ley.
Aunque quiero ser breve, a pesar de que éste es un débate de mucho calado que ustedes están haciendo que pase desapercibido, y se arrepentirán, quiero decir, además, que ustedes tendrían que ser conscientes y decirle a su Gobierno que no es posible que el Senado reciba unas recomendaciones del Secretario del Consejo de Política Fiscal. Ya es suficiente con que el Gobierno intente sustituir el papel territorial del Senado con un órgano que no lo puede solventar, porque es un órgano mixto de Administración central y Comunidades Autónomas donde la Administración central tiene la mitad y, además, asumiendo competencias que no le corresponden. Ya sería suficiente con eso, que es un abuso como para que, además, ustedes se permitan decirle al Consejo de Política Fiscal que nos diga las enmiendas que el Senado, Cámara de representación territorial consagrada en la Constitución, tiene que presentar.
Son demasiados temas, demasiados errores los que ustedes están cometiendo en la política económica y en la política territorial, como para que al final las cosas no les salgan --no nos salgan, y ése es el problema-- muy mal. Ustedes tienen que tomarse más en serio la legislación que precipitadamente están llevando adelante, porque son errores económicos de primera magnitud en un momento en el que en toda Europa empieza la recesión y ustedes han tenido que reconsiderar su posición, que hace sólo quince días no eran capaces de admitir, y la volverán a revisar de nuevo a la baja. Al mismo tiempo que hacen una política

Página 10


anticíclica equivocada, con lo cual los riesgos evidentes de recesión se agravarán, hacen una política territorial equivocada, quitándole competencias al Senado, dejando a las Comunidades Autónomas en clara indefensión y, final y evidentemente, llevando adelante un modelo de política territorial que no sé en qué constitución está porque en la española no es, ya que la Constitución Española claramente especifica que los estatutos son paccionados, que las correspondientes decisiones, por tanto, no se pueden tomar de manera unilateral y, aunque yo no dé la razón al Gobierno vasco, desde luego a este Gobierno no se la voy a dar porque está bastante claro que no se puede tomar unilateralmente esa decisión.
Termino diciendo que tanto en política económica, en la que llevan un comportamiento anticíclico absolutamente equivocado, como en política territorial, donde están ustedes haciendo mofa del Senado, como en el tema de los impuestos, donde podrían llegar mucho más lejos, ustedes están equivocados y deberían tomarse en serio la situación. Por lo demás, naturalmente esto es algo que implica un acuerdo de corresponsabilidad que nosotros vamos a llevar adelante sabiendo con toda claridad que éste no es el mejor acuerdo al que podríamos llegar y que desde luego no dejará satisfechas a las Comunidades Autónomas, ni a las del PSOE ni a las del PP ni a las nacionalistas.
Nada más y muchas gracias.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador Lerma.
Para la defensa de las enmiendas números 32 a 50, presentadas por el Grupo Parlamentario Entesa Catalana de Progrés, tiene la palabra el Senador Bonet por tiempo de siete minutos.


El señor BONET I REVES: Muchas gracias, señor Presidente.
Las enmiendas del Grupo Parlamentario Entesa básicamente tienden a defender la capacidad normativa de las Comunidades Autónomas, porque se dice que en este nuevo sistema de financiación las Comunidades Autónomas adquieren gran corresponsabilidad fiscal y gran capacidad normativa, pero luego se ve que se tiene miedo, desconfianza, y hay un montón de situaciones en las que no se les deja realmente ejercer su soberanía. Si se les cede los impuestos y se dice que tienen corresponsabilidad fiscal, entonces han de tener la corresponsabilidad fiscal, han de ser responsables igual que lo debe ser el Gobierno, pero parece que no, pues siempre son tratadas como menores de edad, cuando ya deberían ser mayores de edad. En esta ley hay gran número de prevenciones absurdas, no se vaya a dar el caso de que alguna Comunidad Autónoma tenga un sistema de gestión mucho más eficiente que el propio Gobierno. Ese es el sentido de nuestras enmiendas.
En la número 35 pedimos la supresión de la expresión «... con idéntico número de tramos que la del Estado.» ¿Por qué una Comunidad Autónoma no puede tener, en el ejercicio de sus competencias, otros tramos? La enmienda número 36 defiende la capacidad normativa y la enmienda número 37 propone que las Comunidades Autónomas puedan decidir incrementar la progresividad del tributo, si así lo estiman conveniente, con reducciones o incrementos, siempre que lo hagan con cargo a sus ingresos.
Las enmiendas números 38 y 39 defienden el concepto real de lo que quiere decir corresponsabilidad y, por tanto, soberanía --no dependencia-- en ciertos tramos de un impuesto.
Hay otro grupo de enmiendas en las que proponemos la defensa de las Comunidades Autónomas contra la tiranía del Gobierno --por decirlo de alguna manera--; es decir, el Gobierno establece prevenciones en el caso de que las Comunidades Autónomas quieran subir o bajar un impuesto que pueda afectar la recaudación del Estado, pero no existe la misma prevención en el caso contrario, en el que el Estado pueda subir o bajar un impuesto que afecte a la recaudación de las Comunidades Autónomas.
Consideramos que la responsabilidad debe ser compartida y la lealtad debe ir en los dos sentidos. Así, hemos presentado enmiendas para que exista un grado de consenso cuando, por ejemplo, el Estado quiera subir o bajar un impuesto cedido, y que en el Consejo de Política Fiscal y Financiera haya una mayoría cualificada que represente a la mayoría de Comunidades Autónomas que tengan la mayoría de población. Es un poco sofisticado, pero es necesario.
También hemos presentado otro grupo de enmiendas en las que propugnamos la defensa de la capacidad normativa de las Comunidades Autónomas en aquellos tributos que no sean armonizados o armonizables por las directivas comunitarias. En ese sentido, instamos al Gobierno a reconocer la máxima capacidad normativa sobre los impuestos cedidos, en los aspectos no armonizados por la Unión Europea.
En definitiva, si se pide a las Comunidades Autónomas que sean corresponsables, esta corresponsabilidad tiene que producirse en los dos sentidos, tiene que compartirse la responsabilidad y creemos que el Gobierno tendría que ser liberal, en el buen sentido de la palabra, y no desconfiar de la capacidad y la responsabilidad fiscal y financiera de las Comunidades Autónomas.
Nada más y muchas gracias.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador.
Para la defensa de las enmiendas números 51 a 114, presentadas por el Grupo Parlamentario de Senadores de Coalición Canaria, tiene la palabra la Senadora Morales.


La señora MORALES RODRIGUEZ: Gracias, señor Presidente.
Simplemente quiero decir que voy a dar por defendidas nuestras enmiendas.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senadora Morales.
Para la defensa de las enmiendas números 115 a 126, presentadas por el Grupo Parlamentario Catalán en el Senado de Convergència i Unió, tiene la palabra el Senador Cardona.


Página 11


El señor CARDONA I VILA: Muchas gracias, señor Presidente.
Mi Grupo Parlamentario ha presentado doce enmiendas a esta ley, de la 115 a la 126, de las cuales seis --de la 117 a la 122-- las vamos a dar por defendidas por ser muy parecidas a otras enmiendas del Grupo Parlamentario Popular. En cualquier caso, en un trámite posterior decidiremos si las retiramos o no.
La presentación de las seis enmiendas que voy a defender ahora se justifica en base a lo acordado en el Consejo de Política Fiscal y Financiera, igual que ha señalado la Senadora Primo. Así, la enmienda número 115, pretende la modificación del artículo 1 porque consideramos adecuado que se concrete el marco jurídico en el que se incardina la presente ley, tal y como se acordó en el Consejo de Política Fiscal y Financiera del 27 de julio de 2001, siendo la referencia que se propone incluir en el artículo 1 a dicho acuerdo lo que permitirá, a efectos interpretativos, resolver las controversias que en su caso se pudieran plantear, sobre todo en cuanto se refiere a los aspectos referidos al cálculo de los criterios de suficiencia financiera.
En la enmienda número 116, de conformidad con el acuerdo del Consejo de Política Fiscal y Financiera de 27 de julio de 2001, proponemos la modificación del primer párrafo del artículo 4, con la siguiente redacción: «Para determinar en el año base (que en cuanto a las variables población, dispersión, población protegida y población de más de 65 años será el de 1999) las necesidades homogéneas de financiación de las respectivas Comunidades Autónomas se opera con la masa de financiación homogénea asignada a cada uno de los bloques competenciales y otros fondos adicionales, de acuerdo con los siguientes criterios:...» El resto del artículo seguiría igual.
La enmienda número 123 propone la modificación del segundo párrafo del apartado 3 del artículo 62, y hace referencia a los representantes de la Agencia Estatal de la Administración Tributaria. En este sentido, mi Grupo Parlamentario entiende que uno de los representantes de la Agencia Estatal de la Administración Tributaria, quien presidirá el Consejo Territorial, será el Delegado Especial de la misma y, otro, será el Jefe de la Dependencia Regional de Relaciones Institucionales con las Administraciones Tributarias, que será el que desempeñe las funciones de Secretariado del Consejo. Los Consejos Territoriales de las Ciudades de Ceuta y Melilla serán presididos por el Delegado de la Agencia Estatal.
Las enmiendas números 124, 125 y 126, pretenden la adición de una nueva disposición adicional. En la enmienda número 124 proponemos que el Consejo de Política Fiscal y Financiera realice un informe anual sobre las consecuencias derivadas de las actuaciones del Estado legislador, tanto en materia de ingresos como de gastos, en cumplimiento del principio de lealtad institucional por el que cualquier apartado de la legislación que reformemos en las Cortes Generales puede tener consecuencias en la financiación de las Comunidades Autónomas. Sería muy cómodo para la Administración central, en este caso, modificar leyes que supongan una minoración de los ingresos o bien mayores gastos, con lo que se incidiría de forma clara y concreta en la suficiencia financiera de las Comunidades Autónomas que tendrían que ejercer la gestión.
La enmienda número 125 propone también la adición de una disposición adicional nueva porque entendemos que la atribución al Consejo de Política Fiscal y Financiera de la competencia para examinar y aprobar los criterios, datos y metodología que los distintos organismos utilicen para obtener los índices de asignación de cada impuesto, garantiza la necesaria transparencia del sistema en un aspecto tan relevante como la determinación de los parámetros de distribución de los rendimientos cedidos en cada impuesto; parámetros a los que, de otro modo, las Comunidades Autónomas no tendrían acceso directo.
La enmienda número 126, que propone --como he dicho-- una nueva disposición adicional, hace una referencia concreta trasladando al plano de la ley, negro sobre blanco, en el texto de la normativa, las previsiones que con respecto al acuerdo del Consejo de Política Fiscal y Financiera se contemplan en las páginas números 83, 85 y 86 para garantizar su efectiva plasmación real.
Ya que, como he dicho, estas seis enmiendas precisamente hacen referencia al acuerdo adoptado en el seno del Consejo de Política Fiscal y Financiera, espero que serán estudiadas por el Grupo Parlamentario Popular con una mayor predisposición a su aceptación, si es que realmente respetan lo que la señora Senadora Primo ha manifestado y que yo he creído a pies juntillas.
Nada más. Muchas gracias.


El señor PRESIDENTE: Gracias, Senador Cardona.
Para la defensa de las enmiendas números 148, 151, 161, 175, 197, 199 y 200 del Grupo Parlamentario Popular, tiene la palabra la Senadora Primo.


La señora PRIMO ALBERT: Gracias, señor Presidente.
Quiero reiterar la posición de mi Grupo en el informe de la Ponencia y comunicar al resto de los grupos parlamentarios que hemos presentado siete nuevas enmiendas, entre comillas, puesto que son fruto de transacción y de mejora de las propias enmiendas presentadas por el Grupo Parlamentario Popular.
Muchas gracias.


El señor PRESIDENTE: Gracias, señora Senadora.
Turno en contra. Tiene la palabra el Senador Ruiz Rivero por un tiempo de siete minutos.


El señor RUIZ RIVERO: Gracias, señor Presidente.
En justa correspondencia a la postura mantenida por el Grupo Parlamentario Mixto, por el Senador Cámara, trasladamos el debate de sus enmiendas a la próxima sesión plenaria.
Tenía preparado el debate de las enmiendas del Grupo Parlamentario Socialista, pero el Senador Lerma --que ahora no está presente-- me ha sorprendido con un posicionamiento puramente político porque no ha entrado a discutir ninguna de ellas. (El señor Pérez Sáenz: ¡Pero estoy yo!) Francamente, no sé si la cortesía parlamentaria recomienda no discutir pero en cualquier caso, como el Senador

Página 12


Pérez Sáenz está presente, supongo que tomará debida nota y le dará correcto traslado de mi mensaje.
Me sorprende que el Grupo Parlamentario Socialista nos diga ahora qué es lo que hay que hacer en materia tributaria y en materia fiscal. Quiero recordarles el mensaje del Partido Socialista cuando el Partido Popular anunciaba que iba a bajar los impuestos, iba a crear riqueza y que además iba a bajar el paro. Ustedes nos decían entonces que éramos unos malabaristas y que no se lo creía ni Rita. Pues bien, se lo creyó Rita y el señor Rodríguez Zapatero que finalmente llegó a decir que efectivamente bajar los impuestos es también de izquierdas, es decir, que nosotros no perdemos el carro. Efectivamente, el tiempo nos ha dado la razón en cuanto a política fiscal y tributaria y tenemos absoluta confianza en que nos la vuelva a dar mediante las medidas que hoy pretendemos debatir. En cualquier caso, me he quedado con las palabras del señor Lerma porque posiblemente en el futuro se vuelva a apuntar a nuestro discurso y afirme que en períodos de recesión también es bueno subir los impuestos.
Me ha llamado también la atención su comentario en el sentido de que ahora no es el momento de subir los impuestos cuando se ha referido al Impuesto sobre los Hidrocarburos. Ustedes presentaron una enmienda en el Congreso de los Diputados, usted lo sabe a ciencia cierta, la número 84, en la que se pretendían que se cumplieran los acuerdos del Consejo de Política Fiscal y Financiera. Simplemente decía que la ley contemplase la creación de ese equipo de trabajo en torno a la posibilidad de crear ese nuevo impuesto. Y ahora, insisto, el señor Lerma afirma que no es el momento de subir impuestos. Esa Comisión que ustedes solicitaban en el Congreso de los Diputados que se constituyera iba a acabar su labor en seis meses. Por tanto, en enero no es el momento pero en junio sí. ¿Qué tipo de recesión es ésta que se liquida en tres, cuatro o cinco meses? No me parece en absoluto coherente.
Señores Senadores socialistas, en cuanto al papel del Senado --y ustedes me perdonarán que el discurso sea puramente político, pero el señor Lerma no me ha dado otra opción-- he de decirles que, por encima de todo, lo que prima son los intereses de los españoles, por encima del Senado y del Consejo de Política Fiscal y Financiera. Por consiguiente, si este Grupo Parlamentario se ha de agarrar a un acuerdo como el del Consejo de Política Fiscal y Financiera del 27 de julio, que es el que brindan al Gobierno absolutamente todas las Comunidades Autónomas en representación de sus ciudadanos, démonos todos la mano porque esto tiene que ir a misa y es lo único que el Grupo Parlamentario Popular pretende con sus enmiendas (El señor Pérez Sáenz: ¡No es así!) Esto es así porque, insisto, lo que opinen los españoles está por encima del Senado, del Consejo de Política Fiscal y Financiera e incluso de los partidos, y en su defensa está nuestro Grupo y, por supuesto, el citado Consejo de Política Fiscal y Financiera.
Espero que el señor Lerma me disculpará que no entre en el debate de las enmiendas puesto que no me ha dado pie a ello.
En cuanto a las enmiendas del Grupo Parlamentario de Entesa Catalana de Progrés, del Senador Bonet, voy a empezar por la número 34 y he de decirle que no la vamos a aceptar por ser una enmienda a la Ley Orgánica de Financiación de las Comunidades Autónomas y no al proyecto de medidas que ahora discutimos.
Con referencia a la enmienda número 35 y la supresión de los tramos del IRPF quiero decir que votaremos en contra, puesto que con la fórmula actual se logra dotar de coherencia al impuesto y evita la complejidad al contribuyente.
Lo mismo sucede con la enmienda número 36 que no está en la línea de lo acordado con las Comunidades Autónomas al contemplar reducciones de la base imponible del IRPF.
Argumento similar recibirá la enmienda número 37 al ser un acuerdo, a la hora de que las categorías de renta tengan un grado efectivo, parejo en todo el territorio nacional.
La enmienda número 40 será también rechazada por querer dotar a la Comisión Mixta de Coordinación de la Gestión Tributaria de funciones que son propias del creado en este proyecto de ley Consejo Superior de Dirección de la Agencia Tributaria.
La enmienda número 41 también va a ser rechazada, ya que la decisión de recurrir las normas autonómicas no es una de las funciones de la Comisión Mixta de Coordinación, correspondiendo esta decisión al Gobierno. Además, la competencia del Estado para recurrir esta clase de normas se equilibra con las de las Comunidades Autónomas para recurrir las normas del Estado, sin que en ningún caso uno u otro derecho deba ser limitado a la obtención del acuerdo mayoritario de otro órgano distinto al del autogobierno.
En cuanto a la enmienda número 45, tampoco parece viable la atribución de capacidad gestora por las distorsiones en el territorio nacional que ello ocasionaría en la formación de ese impuesto al que ustedes hacen referencia.
No se comprende la intención que se pretende con la enmienda número 48, ya que su motivación parece partir de la coexistencia de más de un sistema de financiación, cuando no es así. Si su enmienda se refiere a los resultados de las Comunidades Autónomas, el plazo planteado es escaso, ya que la primera liquidación definitiva del sistema se producirá en el año 2004 y hasta entonces no se podrá conocer la verdadera potencialidad del nuevo sistema por cada Comunidad Autónoma.
Votaremos también en contra de la enmienda número 50, ya que las limitaciones en todos los parámetros del modelo, tanto en el porcentaje exigido a la variable de población como en las modulaciones, constituyen un conjunto que explica una voluntad de un acuerdo en un entorno financiero determinado y muy concreto. Entendemos que cualquier retoque en uno de esos extremos distorsionará los resultados finales añadiendo o restando financiación a las Comunidades Autónomas, según los casos.
Votaremos en contra del resto de las enmiendas del Grupo Parlamentario de Entesa Catalana de Progrés y, por coincidir en su gran mayoría, incluso en su redacción, con las del Grupo Parlamentario Socialista, remitimos su argumentación al próximo Pleno.


Página 13


Con referencia a las enmiendas del Grupo Parlamentario Catalán en el Senado de Convergència i Unió, quiero iniciar la defensa de nuestro voto con las números 115 y 126 y manifestar que no se van a aceptar, puesto que los acuerdos que se pretenden incluir en el cuerpo del texto, teniendo de esta forma rango de ley, deben tener su carácter vinculante en los respectivos acuerdos de las comisiones mixtas Estado-Comunidades Autónomas, con independencia de que algunos de los aspectos en los acuerdos que allí se alcancen no estén incluidos en esta ley.
No vamos a aceptar la enmienda número 118, puesto que el error al que hace referencia y que figuraba en el proyecto original fue corregido en la tramitación del Congreso de los Diputados.
Del mismo modo, votaremos en sentido negativo la enmienda número 124, ya que el principio de lealtad institucional del que en ella se habla ya está recogido en la propia LOFCA con la aceptación de las enmiendas número 48, de su propio Grupo; la número 63, del Grupo Parlamentario Popular, y la número 43, del Grupo de Senadores de Coalición Canaria.
También rechazamos la enmienda número 125, ya que el grupo de trabajo preparatorio del Consejo de Política Fiscal y Financiera de 16 de noviembre acordó no dar traslado al Pleno del Consejo de la propuesta que usted hoy nos ha elevado.
Entendemos que el resto de las enmiendas del Grupo de Convergència i Unió deben rechazarse por estar algunas de ellas ya incorporadas al texto y otras ser susceptibles de transacción. En cualquier caso, intentaremos buscar un posible acuerdo sobre las mismas de cara al Pleno.
Muchas gracias.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador Ruiz.
Abrimos turno de portavoces.
Por el Grupo Parlamentario Mixto, tiene la palabra el Senador Cámara.


El señor CAMARA FERNANDEZ: Gracias, señor Presidente.
Yo he dado por defendidos los vetos, también he dado por defendidas mis enmiendas, y ahora sólo intervengo para exponer una duda, esperando que la Mesa me la pueda aclarar. El Grupo Popular ha transaccionado una de sus enmiendas, la número 197, lo cual, si no me equivoco, afecta en gran medida a los contenidos de dicha enmienda, presentada por ustedes legalmente en tiempo y forma. Como digo, con la enmienda que ustedes transaccionan se modifica sustancialmente su propia enmienda número 197.
A mí, como representante de un grupo minoritario en el Senado, no se me deja modificar sustancialmente mis enmiendas, por lo que quisiera saber si, sobre la base del Reglamento, la oposición puede dejar que el Grupo Popular lo haga. Digo esto, porque hay otras transaccionales que están basadas, por ejemplo, en enmiendas del Grupo de Senadores de Coalición Canaria, pero no así la que estoy mencionando, que insisto una vez más que es una enmienda transaccionada sobre la base de otra enmienda del Grupo Popular.
Esta es mi duda, que yo considero razonable y razonada, y espero que se me conteste sobre la misma, porque si esa transacción no fuera posible estaríamos ante una situación un tanto anómala o irregular, si se me permite la expresión, situación que sería conveniente que ustedes corrigieran porque de lo contrario aquí valdrían unas cosas para unos y no para otros. Por tanto, si mi interpretación es correcta, se debería retirar esa enmienda transaccional.
Gracias.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador Cámara.
Como respuesta a su preocupación puramente reglamentaria --porque su señoría acaba de formular una cuestión de orden, aunque no la haya denominado así--, le invito a leer el artículo 115 del Reglamento del Senado, aunque no tengo ninguna dificultad en leerlo en alta voz. Dice así: «Durante la discusión de un artículo, el Presidente podrá admitir a trámite enmiendas que se presenten en ese momento y por escrito, tendentes a alcanzar un acuerdo entre las enmiendas presentadas y el texto legislativo. También se admitirán a trámite enmiendas que, cumplidos los mismos requisitos, tengan por finalidad subsanar errores o incorrecciones terminológicas o gramaticales.» Creo que esto resuelve sus dudas.


El señor CAMARA FERNANDEZ: No me las resuelve.


El señor PRESIDENTE: ¿Grupo Parlamentario de Senadores de Coalición Canaria? (Pausa.) Por el Grupo Parlamentario de Senadores Nacionalistas Vascos, tiene la palabra el Senador Albistur.


El señor ALBISTUR MARIN: Señor Presidente, ya que usted ha terciado en el debate, yo también lo voy a hacer.
Me gustaría mucho conocer, no sólo su opinión, señor Presidente, opinión que respeto completamente como profesional que es, aunque no creo que sea usted jurista, sino también la de los servicios jurídicos de la Cámara, y concretamente la de los servicios correspondientes a esta Comisión.
Porque, no es que la enmienda transaccional mejore el texto, sino que cambia completamente la enmienda presentada, la número 197.
Por tanto, si aquí se rechazan enmiendas con argumentos utilizados por el Grupo Popular en otras Comisiones --como la celebrada el martes pasado por la tarde--, diciéndose que no mejoran el texto, no puede decirse ahora que se transacciona uno a sí mismo mejorando su propia enmienda.
Eso no cabe tras la lectura que usted ha hecho del artículo 115 del Reglamento. Por eso, repito, me gustaría que el asesor jurídico de esta Comisión opinara al respecto con objeto de poder confirmar si es posible o no presentar esa enmienda.
Gracias.


Página 14


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señor Senador.
Este Presidente nada tiene que ver con las interpretaciones que den los grupos parlamentarios. Se limita a aplicar el Reglamento, y ha recibido oportunamente asesoramiento por parte del señor Letrado. (Algunos señores Senadores: ¡A aplicar no, a leer!) ¿Grupo Parlamentario Entesa Catalana de Progrés? (Pausa.) ¿Grupo Parlamentario de Convergència i Unió? (Pausa.) Por el Grupo Parlamentario Socialista, tiene la palabra el Senador Lerma.


El señor LERMA BLASCO: Muchas gracias, señor Presidente.
Me parece sorprendente que el portavoz del Grupo Popular se extrañe de que en el Senado se hable de política, aunque lo considero razonable de acuerdo con sus concepciones, y tal es el problema que estamos sosteniendo. Efectivamente, el problema es que el Partido Popular --en este caso, el Gobierno-- ha querido introducir un nuevo impuesto a través de un procedimiento que nos niega a los demás la posibilidad incluso de votar en contra. Se trata, pues, de una situación verdaderamente anómala.
¿Cómo podemos decir si estamos a favor o en contra de ese impuesto? ¿Podemos presentar una enmienda alternativa? En absoluto; sólo podemos decir «sí» o «no» en el momento de la votación, pero lo cierto es que la forma de introducir este impuesto, al margen de que en mi opinión es ilegal, nos impide la normal posibilidad de pronunciarnos sobre el mismo.
Y en cuanto a la defensa de mis enmiendas, obviamente se han defendido; ahí están, y ustedes saben perfectamente que se han presentado con la mejor voluntad para intentar aclarar el funcionamiento del sistema.
Pensamos que todas ellas se pueden asumir, y que de no hacerlo se perderá una gran oportunidad.
Pero, aparte del acuerdo del Consejo de Política Fiscal y Financiera, hay otras muchas cuestiones que el Gobierno ha introducido de manera unilateral rompiendo el consenso conseguido en el citado Consejo. Y creo que lo ha hecho para mal, porque ha introducido un nuevo impuesto, porque lo ha hecho en un mal momento económico, y porque todas las cuestiones que el Gobierno debería haber previsto ahora se le han acumulado. Y la consecuencia para un Gobierno que se niega a admitir que hay una recesión mundial y que aquí se tienen que revisar las políticas de crecimiento a la baja es que ahora tiene que crear un impuesto para, en teoría, poder financiar la sanidad.
Pero es que eso tampoco es verdad. Ya he dicho en la Comisión de Economía --y, además, ustedes lo saben perfectamente-- que si no se diera un nuevo tratamiento fiscal a la reinversión de las plusvalías y si a las empresas que querían abusar de su posición de dominio en el mercado, a las que se les ha llevado a hacer desinversiones, no se les hubiera dado también un tratamiento favorable, hoy contaríamos con muchos más ingresos de los previstos con el nuevo impuesto, que además no generarían inflación porque se trata de plusvalías ya generadas y latentes, que harían innecesario ese impuesto para financiar la sanidad y cerrar el presupuesto. Por otro lado, ustedes saben perfectamente que no es lo mismo una previsión de crecimiento del 2,9 por ciento que una previsión del 2,4 por ciento --aunque probablemente tampoco ésta se cumpla-- desde el punto de vista de los ingresos con los que se debe contar. Por tanto, ni siquiera con el nuevo impuesto van a tener ustedes suficiente para financiar la merma de ingresos que han producido como consecuencia de favorecer a unos pocos en perjuicio de todos los demás y, sobre todo, de la inflación, que no se va a poder controlar a pesar de la recesión.
Gracias.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador Lerma.
Por el Grupo Parlamentario Popular tiene la palabra la Senadora Primo.


La señora PRIMO ALBERT: Gracias, señor Presidente.
Tomo la palabra para agradecer a los señores Senadores, y a todos los grupos parlamentarios, su buena voluntad al no hacer excesivamente dramático --entre comillas--nuestro debate sobre una ley tan amplia, extensa y específica a nivel matemático como la de medidas fiscales.
No obstante, y puesto que soy yo quien ha presentado esta modificación a la enmienda número 197, sí quisiera comentar que consideramos que hace referencia al tema. Si pecamos de quedarnos cortos, el Grupo Parlamentario Popular no especifica claramente a qué se refiere una enmienda, y si pecamos de quedarnos largos tampoco. En definitiva, esta enmienda está afectando concretamente al Título II, y consideramos que era conveniente especificarla más en este momento con todos los datos de que disponíamos; ni más ni menos, y por supuesto, y puesto que ha quedado viva, seguimos defendiéndola y también lo haremos en Pleno.
Respecto de la intervención del Grupo Parlamentario Socialista, concretamente del Senador Lerma, quisiera decir que hoy nos está dando su señoría clases de economía --por lo que todos estamos sorprendidos--, sobre todo a nivel de lo que son los impuestos, y concretamente sobre los impuestos cedidos, el ciclo económico, etcétera. Se lo agradecemos muchísimo, señoría, pero desde 1996 llevan ustedes diciendo lo mismo --no sé si el Senador Lerma concretamente, pero desde luego sí el Grupo Parlamentario Socialista-- y no han dado una.
Nuestro Grupo, hoy por hoy, y aun agradeciendo la clase dogmática que nos ha brindado su señoría, va a seguir andando y trabajando por lo que lo estamos haciendo, vengan buenos o malos tiempos. Estamos convencidos de que lo que estamos haciendo está bien, y desde luego, consideramos que los ciudadanos, que son quienes realmente tienen la última palabra, lo tienen muy claro.
Muchas gracias.


El señor PRESIDENTE: Gracias, Serradora Primo.
Parto del supuesto de que sus señorías conocen la redacción de la enmienda transaccional, puesto que se refirieron

Página 15


a sus términos (Rumores.) Enmienda transaccional o propuesta, llámenla ustedes como quieran. (El señor Galán Pérez: Es que no es lo mismo.) Si sus señorías lo desean, esta Presidencia no tiene ningún inconveniente en abrir un turno de portavoces para que se pronuncien sobre sus términos.
¿Alguna de sus señorías desea hacer uso de este turno de portavoces para pronunciarse sobre la nueva propuesta formulada por los Grupos Parlamentarios Popular y de Coalición Canaria? (La señora Morales Rodríguez y el señor Albistur Marin piden la palabra.) Por el Grupo Parlamentario de Coalición Canaria, tiene la palabra la Senadora Morales.


La señora MORALES RODRIGUEZ: Gracias, señor Presidente.
Simplemente quería aclarar que la enmienda a la que se refiere su señoría no se basa en una enmienda previa del Grupo de Coalición Canaria. La enmienda número 197 es del Grupo Parlamentario Popular.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señora Senadora.
Por el Grupo Parlamentario de Senadores Nacionalistas Vascos tiene la palabra el Senador Albistur.


El señor ALBISTUR MARIN: Gracias, señor Presidente.
Quiero seguir insistiendo en la petición que he formulado al señor Letrado de esta Comisión. Espero obtener alguna respuesta, ya sea verbal, escrita o de la forma en que mejor convenga al señor Presidente o al propio Letrado; desearía disponer de una aclaración sobre la cuestión planteada.
Me parece que aquí hay un asunto grave de fondo. No quiero meter el dedo en el ojo de nadie ni incordiar a sus señorías de ninguna forma, pero considero que en la enmienda que presenta el Grupo Parlamentario Popular a su propia enmienda, ya sea propuesta o transacción, pues no sé ni cómo definirla, se está yendo al fondo de la cuestión de la ley que hoy estamos debatiendo, pues esto es algo que seguramente no ha sido negociado con las Comunidades Autónomas. Se está imponiendo el uso de los tributos cedidos a las Comunidades Autónomas y, aunque nuestra Comunidad no ha participado en esas negociaciones, ni tampoco este Senador, me parece que con ello se rompe el espíritu de la ley que hoy estamos debatiendo.
Gracias.


El señor PRESIDENTE: ¿Alguien más desea hacer uso del turno de portavoces? (Pausa.) Tiene la palabra el Senador Lerma.


El señor LERMA BLASCO: Gracias, señor Presidente.
Intervengo para dejar constancia de que, en realidad, esta enmienda es el reconocimiento de que el Grupo Parlamentario Popular ha roto el consenso conseguido en materia de financiación en el Consejo de Política Fiscal y Financiera. Lógicamente, como había consenso, lo que ocurría inicialmente, no se había previsto qué debería ocurrir en el supuesto de que alguien no aceptara el sistema de financiación. Se daba por supuesto que el sistema era efectivamente aceptado por todos, ya que todos votaron a favor de él. ¿Y qué es lo que ha ocurrido? Que posteriormente ha habido modificaciones sustanciales en los acuerdos del Consejo de Política Fiscal, y ahora, lógicamente, se debe regular la situación, pues no es posible que alguien que no acepte un acuerdo se quede sin saber cuál va a ser su financiación.
Esta es, seguramente, una propuesta necesaria, no cabe duda de ello, puesto que hay que regular el funcionamiento a seguir si alguna Comisión Mixta no acepta el sistema de financiación, pero es también la plasmación clara de que el Grupo Parlamentario Popular ha roto el consenso de forma unilateral.
Así pues, considero que, con independencia de la suerte que siga la propuesta, debemos dejar abierta la situación a una negociación, que en este momento no puede tener lugar, e intentar ver si de nuevo recogemos el consenso alcanzado inicialmente en el Consejo de Política Fiscal. A partir de ahí, y de no lograrlo, tendremos que recurrir a una fórmula similar o de otro estilo, pero en cualquier caso, una fórmula que haga posible que quienes no acepten el sistema actual de financiación puedan funcionar.
Nada más. Gracias, señor Presidente.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, Senador Lerma.
¿Alguien más desea hacer uso del turno de portavoces? (Pausa.) A continuación pasamos a la votación de este texto de enmiendas formuladas por el Grupo Parlamentario Popular y, excepto una, también por el Grupo Parlamentario de Coalición Canaria.
Si sus señorías conocen los términos de las enmiendas ahora presentadas nos ahorraremos su lectura; en caso contrario, procederíamos a ella.
(Pausa.) Deduzco que sí conocen los términos de las mismas.


El señor CARDONA I VILA: Solicitamos la votación separada de lo que se refiere a la enmienda número 197.


El señor PRESIDENTE: En consecuencia, votamos las enmiendas números 148 y 70 de los Grupos Parlamentarios Popular y de Coalición Canaria, respectivamente, conforme a su actual redacción. (El señor Galán Pérez pide la palabra.) Dígame, señor Diputado.


El señor GALAN PEREZ: Señor Presidente, soy Senador; nunca he sido Diputado y en ningún caso aspiro a serlo.
Creo que el criterio habitual a seguir en los trámites de Comisión respecto de los proyectos legislativos es el de que las enmiendas nunca se votan. Las enmiendas que se han planteado, ya sean transaccionales, in voce o de modificación de otras enmiendas, se tramitan bajo una fórmula

Página 16


en función de la cual si la mayoría de la Ponencia las acepta se asumen, y posteriormente se vota el texto del artículo con la enmienda incorporada.
Dicho esto, quiero volver a resaltar que me parece irregular el hecho de que bajo la fórmula de modificación de una enmienda se vaya mucho más allá de perfeccionar o precisar la misma, sino más bien a solucionar un problema de fondo al que antes se refería el Senador Lerma. Es decir, qué sucede si en un momento determinado una Comisión Mixta rechaza los traspasos contemplados en el modelo global del sistema de financiación, en uno de los fondos que componen el sistema de financiación.
Yo creo que el asunto es de suficiente importancia como para que el Grupo Popular reflexionara y dejara de aquí al Pleno un tiempo para ver si alcanzábamos una fórmula si no de consenso, sí de amplia mayoría. Les garantizo que mi Grupo estaría dispuesto a firmar esa fórmula aunque luego votara en contra; es decir, accedería a ello a efectos de garantizar su tramitación, aunque luego, si no está de acuerdo, pueda votar en contra. Pero me parece precipitado que en este trámite se incorpore al texto del proyecto.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señor Senador.
Senadora Primo.


La señora PRIMO ALBERT: No coincidimos en absoluto con el Senador Lerma en la opinión de pacto de financiación autonómica y de las medidas fiscales que le acompañan. No obstante, como con todas y cada una de las enmiendas que ha presentado el Grupo Popular tanto a la ley de financiación autonómica como de medidas fiscales que le acompaña, estamos abiertos a la máxima negociación en todo momento. ¡Por qué no! Simplemente quería dejar constancia de ello.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias.
¿Debo entender que se someten a votación o que las deja para el Pleno? ¿La pretensión del Grupo Popular es que se voten?

La señora PRIMO ALBERT: Es dejarlas vivas para el Pleno, en aras de poder negociar.


El señor PRESIDENTE: Vuelvo a preguntarle: ¿No sometemos entonces a votación estas nuevas enmiendas formuladas en este acto por el Grupo Parlamentario Popular?

La señora PRIMO ALBERT: Se incorporan al dictamen.


El señor PRESIDENTE: Para tal efecto las tengo que someter a votación.
(La señora Vindel López y el señor Galán Pérez hacen signos negativos.) Votamos todas las propuestas o enmiendas formuladas en este acto por el Grupo Parlamentario Popular. (Los señores Cardona i Vila y Galán Pérez piden la palabra.) ¿Es una cuestión de orden, señor Cardona? El señor CARDONA I VILA: Es para manifestar que nosotros estaríamos de acuerdo en tanto pareciera una transaccional para que se pudiera someter a votación. No es lo mismo que lo presente un solo grupo, varios grupos, todos los grupos o la mitad de Senadores más uno. Lo firmamos como una disposición transaccional y cada Grupo que vote lo que quiera, como decía y ofrecía el Senador Galán. Es mucho más práctico y me parece que es lo mejor en relación a lo que diga el Reglamento, que yo en este momento no lo discutiría.


El señor PRESIDENTE: Senador Galán.


El señor GALAN PEREZ: Yo vuelvo a plantear la cuestión de fondo. Creo que no se pueden votar las enmiendas concretas que nos trae esta tarde a esta sesión da la Comisión el Grupo Popular. Si votamos enmiendas, yo pido a la Mesa que se respete el derecho de todos los grupos, empezando por los grupos minoritarios, para que se voten sus enmiendas. No se pueden votar enmiendas del Grupo Popular y no votar las enmiendas de los demás grupos.
O no se vota ninguna enmienda y se vota el texto del dictamen, o se votan todas las enmiendas. No se pueden votar siete enmiendas que trae a última hora el Grupo Popular a esta Comisión.


El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señor Senador.
Esta Presidencia quería ser práctica, pero accede a su propuesta. Primero vamos a votar todas y cada una de las enmiendas formuladas por todos los grupos y a renglón seguido la transaccional. (Rumores.) Se suspende la sesión durante diez minutos para una reunión de Mesa y Junta de Portavoces. (Pausa.)

Reanudamos la sesión, señorías.
Vamos a someter a votación el informe de la Ponencia, con las enmiendas incorporadas del Grupo Parlamentario Popular. (El señor Cambra i Sánchez pide la palabra.) Tiene la palabra, Senador Cambra, por dos minutos.


El señor CAMBRA I SANCHEZ: Muchas gracias, señor Presidente.
Simplemente es para pedir votación separada de una parte del informe de la Ponencia: de la disposición transitoria sexta nueva.


El señor PRESIDENTE: De acuerdo, señoría. (El señor Galán Pérez pide la palabra.) Tiene la palabra, señoría.


El señor GALAN PEREZ: Muchas gracias, señor Presidente.
Quiero empezar pidiendo disculpas porque he tenido que atender una llamada telefónica. Si votamos ahora el informe de la Ponencia con la incorporación de las enmiendas a las que ha hecho referencia el Grupo Parlamentario Popular, me gustaría pedir votación separada del texto del proyecto que vamos a aprobar, también en tres bloques, al igual que sucedió con el proyecto anterior. Pediría que se

Página 17


votara, por una parte, el artículo 6; por otra, en un segundo bloque, la exposición de motivos, los artículos 1, 7, 18, 19, 36 bis), 42 ter), 44, 45, 48, 49, 50, 51, 52, 53, 63 y 64, la disposición adicional primera y las disposiciones transitorias tercera, cuarta, quinta y sexta, que ya incorporan las enmiendas; y el resto del proyecto, en un tercer bloque.
Gracias.


El señor PRESIDENTE: Gracias.
El Grupo Parlamentario Catalán en el Senado de Convergència i Unió pidió la votación separada de la disposición transitoria sexta.
Votamos la disposición transitoria sexta del informe de la Ponencia, una vez incorporadas las enmiendas formuladas por el Grupo Parlamentario Popular. (Pausa.)

Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: Votos a favor, 24; en contra, 12; abstenciones, cuatro.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobada.
Votamos el artículo 6. (Pausa.)

Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: Votos a favor, 27; en contra, uno; abstenciones, 11.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobado.
Votamos los artículos 1, 7, 18, 19, 36 bis), 42 ter), 44, 45, 48, 49, 50, 51, 52, 53, 63 y 64, así como la disposición adicional primera del proyecto. (Pausa.)

Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: Votos a favor, 23; en contra, 11; abstenciones, dos.
El señor PRESIDENTE: Quedan aprobados.
Votamos las disposiciones transitorias tercera, cuarta y quinta. (Pausa.)

Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: Votos a favor, 23; en contra, 11; abstenciones, dos.


El señor PRESIDENTE: Quedan aprobadas.
Votamos a continuación el resto del informe excluida la exposición de motivos.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: Votos a favor, 34; en contra, dos; abstenciones, dos.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobado.
Finalmente, sometemos a votación la exposición de motivos.


Efectuada la votación, dio el siguiente resultado: Votos a favor, 23; en contra, 11; abstenciones, dos.


El señor PRESIDENTE: Queda aprobada.
Por último, procede designar el miembro de la Comisión que va a presentar los proyectos ante el Pleno.
¿Quién opina sus señorías que debe hacerlo? (Varios señores y señoras Senadoras: El señor Presidente.) Muchas gracias, señorías, por el alto honor que me confieren.
Se levanta la sesión.


Eran las dieciocho horas y veinticinco minutos.

Congreso de los Diputados · C/Floridablanca s/n - 28071 - MADRID · Aviso Legal